PUBLICIDAD

Nacional

Pemex emitió nubes de metano tras alerta de ONU, muestra análisis

El compuesto químico es un factor de cambio climático mucho más potente a corto plazo que el dióxido de carbono porque atrapa más calor en la atmósfera

Agencia Reforma

viernes, 09 febrero 2024 | 22:33

Cortesía | Pemex ha negado en el pasado cualquier fuga en la plataforma

PUBLICIDAD

Ciudad de México.- Petróleos Mexicanos (Pemex) liberó grandes volúmenes de metano de una plataforma en el Golfo de México en 2023, con fugas recurrentes incluso después de que una agencia de Naciones Unidas (ONU) señalara problemas en la zona al Gobierno mexicano, según un análisis de Reuters de datos de la ONU previamente no informados.

Los datos muestran que meses después de que investigadores académicos denunciaran por primera vez dos importantes fugas de metano de la plataforma Zaap-C en 2022, la instalación seguía teniendo emisiones grandes y frecuentes.

Pemex ha negado en el pasado cualquier fuga en la plataforma y no hizo comentarios sobre los nuevos datos de la ONU.

Reducir las fugas de metano de infraestructura de petróleo y gas es una de las formas más baratas y eficaces de frenar el cambio climático a corto plazo. México es uno de los muchos países que se han comprometido a reducir las emisiones.

El metano es un factor de cambio climático mucho más potente a corto plazo que el dióxido de carbono porque atrapa más calor en la atmósfera, tonelada por tonelada. Recientemente, nuevas tecnologías han facilitado la localización y reparación de grandes fugas de este gas incoloro e inodoro.

Reuters informó por primera vez en 2022 de que los investigadores habían detectado fugas de metano de la plataforma, probablemente debido a un problema con un quemador en el lugar.

Una senadora mexicana presentó entonces una denuncia penal contra el director general de Pemex, la entonces Energía y el director de la agencia ambiental del sector de hidrocarburos, ASEA, citando las historias de Reuters. En México, el estado de una denuncia penal no se hace público sino hasta que se resuelve.

En 2023, el Observatorio Internacional de Emisiones de Metano del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) puso en marcha un programa para notificar a gobiernos y empresas de energía las grandes emisiones de metano.

El objetivo es que, una vez detectadas y señaladas las fugas, se reparen.

Los datos del programa se hicieron públicos el 1 de diciembre del 2023. Reuters utilizó herramientas de análisis de datos espaciales para buscar fugas recurrentes que hubieran activado notificaciones en esos datos, que describen más de mil 600 detecciones de metano en todo el mundo.

Reuters identificó un grupo de fumarolas observadas en 25 días diferentes de 2023 frente a la costa de México y luego descubrió que se encontraban en la ubicación de la plataforma señalada en el documento de 2022. El PNUMA confirmó que las columnas identificadas por Reuters procedían de la plataforma Zaap-C de Pemex.

Un portavoz del PNUMA dijo que el IMEO, el observatorio de metano, informó al Gobierno mexicano sobre las nueve primeras fumarolas poco después de identificarlas en julio. No envió notificaciones repetidas durante el primer año del programa, por lo que las detecciones posteriores no desencadenaron notificaciones. Declinaron describir con detalle la respuesta de México o su comunicación con el Gobierno.

Ni Pemex, ni la oficina del Presidente Andrés Manuel López Obrador, ni la Secretaría de Energía, ni la ASEA respondieron a peticiones de comentarios.

Reuters no pudo determinar si Pemex ha tomado medidas para hacer frente a las emisiones. Dado que el PNUMA publica los datos entre 45 y 75 días después de la detección, estos no muestran si la plataforma tiene fugas actualmente.

Un problema con solución

Los investigadores tienden a suponer que las fumarolas de metano que encuentran se solucionarán, dijo Evan Sherwin, científico investigador del Laboratorio Nacional Lawrence Berkeley, quien estudia las emisiones de metano de operaciones petroleras. Sherwin no participó en el estudio sobre Zaap-C.

Sherwin dijo que la fuga en Zaap-C parecía ser un quemador no encendido que debería ser técnicamente factible de resolver.

"Se trata de un problema con solución", afirmó.

El sistema de vigilancia del PNUMA, creado con el apoyo de Estados Unidos, la Unión Europea y otros países, no tiene ninguna consecuencia si se ignoran las notificaciones.

México es uno de los 156 países que se han comprometido a reducir las emisiones de metano en al menos un 30 por ciento para 2030 en el marco del Compromiso Mundial sobre el Metano, de carácter voluntario.

Los datos del PNUMA mostraron que las fugas de metano en la plataforma Zaap-C se detectaron en abril, mayo, julio, agosto, septiembre, octubre y noviembre. Reuters no pudo determinar el volumen total de metano liberado.

Los científicos que analizan los datos de los satélites pueden estimar la tasa de fuga de metano de lugares como Zaap-C en momentos concretos. Pero como los satélites giran alrededor de la Tierra y las detecciones dependen de factores como la posición del sol y las nubes, rara vez es posible saber durante cuánto tiempo hay fugas en las plataformas y, por lo tanto, el volumen total de metano liberado.

Manfredi Caltagirone, director del observatorio de metano de la ONU, señaló que las columnas de Zaap-C eran emisiones "muy, muy significativas", lo suficiente como para ser visibles desde el espacio.

Los datos de la ONU estimaban que se estaban liberando a la atmósfera entre 13 y algo más de 100 toneladas de metano por hora en los momentos de la detección.

La Agencia Internacional de Energía, organización intergubernamental que publica datos y otorga asesoramiento político sobre el sector energético, calculó que toda la industria energética liberó aproximadamente 135 millones de toneladas de metano en 2022, lo que equivale a unas 15 mil 400 toneladas por hora.

Otras grandes fugas también se han relacionado con quemadores apagados. Al igual que otras empresas, Pemex quema o ventea el gas porque carece de la infraestructura necesaria para capturarlo, procesarlo y transportarlo para otros usos.

Cuando el gas se quema en el quemador, el metano, el principal componente, se convierte en dióxido de carbono y otros componentes que son menos perjudiciales para el medio ambiente a corto plazo.

Después de que Reuters informara de la detección en 2022, Pemex dijo que los científicos habían confundido el metano con nitrógeno, que es el elemento más abundante en la atmósfera terrestre e inofensivo.

Pemex no explicó cómo había llegado a esa conclusión.

Tampoco dio a conocer los resultados de su estudio interno ni respondió a solicitudes de Reuters para obtener una copia.

Los científicos que participaron en el estudio de 2022 dijeron, en respuesta a la declaración de Pemex, que el sensor utilizado para detectar metano no puede detectar nitrógeno.

Con información de Reuters. 

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

close
search