Nacional

Ofrece Ancira 2 mdd para llevar proceso en libertad

Ancira ofreció a juez entregar su pasaporte, portar brazalete electrónico y pagar garantía de 2 mdd para enfrentar proceso en libertad.

Agencia Reforma / Alonso Ancira

Abel Barajas / Agencia Reforma

jueves, 04 febrero 2021 | 20:33

Ciudad de México— Además de solicitar la libertad provisional con un brazalete electrónico y la entrega de sus dos pasaportes, Alonso Ancira ofreció esta noche a un juez federal pagar una garantía de 2 millones de dólares para que pueda enfrentar su proceso sin estar privado de su libertad.

Alrededor de las 19:30 horas el juez de control Artemio Zúñiga Mendoza, del Centro de Justicia Penal Federal del Reclusorio Norte, decretó un receso de 30 minutos y avisó que al reanudar la audiencia resolverá si concede la libertad provisional o le impone la prisión preventiva justificada al empresario.

Los abogados de Ancira ofrecieron la fianza millonaria, la entrega de sus pasaportes mexicano y estadounidense, la presentación periódica del imputado e incluso el uso del brazalete electrónico, para garantizar que no va a huir en caso de obtener la libertad provisional.

Para obtener este beneficio, la defensa argumentó que la capacidad económica del dueño de Altos Hornos de México (AHMSA) no puede operar como un aspecto en su agravio, sobre todo porque sus recurso son producto del trabajo de toda su vida.

Si bien la FGR planteó que no tiene arraigo en una demarcación específica, dado que tiene dos domicilios en la Ciudad de México y uno en Monclova, Coahuila, sus abogados manifestaron que los primeros son de carácter particular y el otro es laboral.

También reviraron a la Fiscalía, manifestando que la prisión preventiva pondría en riesgo la salud del empresario, no solo por su edad, sino también por sus enfermedades crónico degenerativas.

En relación al recurso de súplica que Ancira presentó en España como su última carta para evitar su entrega a las autoridades mexicanas, la defensa explicó que lo presentaron porque no estaban de acuerdo con el motivo de la extradición.

Un último argumento que esgrimieron sus defensores para justificar su solicitud de libertad provisional, es que la pena que le podría corresponder por un delito no puede ser tomada como una pena anticipada.