'La CNDH dejará de ser alcahuete del régimen'

Rosario Piedra es una mujer incondicional de nadie, es una mujer que sabe y que ha sufrido en carne propia lo que es la desaparición de un familiar, dijo López Obrador

Reforma
viernes, 08 noviembre 2019 | 08:57
Reforma |

Ciudad de México— Cuestionado sobre la elección de Rosario Piedra Ibarra como titular de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), el presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que en su Gobierno no hay funcionarios "serviles" ni "achichincles".  
"(Rosario Piedra) es una mujer incondicional de nadie, es una mujer que sabe y que ha sufrido en carne propia lo que es la desaparición de un familiar y es una mujer con convicciones.
"Nosotros por principios nunca le pediríamos a una autoridad que se ocultara una violación de derechos humanos, por principios, nosotros no queremos incondicionales en nada, lo que queremos es que haya justicia y que se protejan los derechos humanos", señaló en conferencia matutina.  
En tanto, el mandatario afirmó que, con Piedra Ibarra en la CNDH, el organismo dejará de ser "alcahuete" del régimen.
"Creo que es de justicia, se trata de una mujer que padece por la desaparición de su hermano, hija de doña Rosario Ibarra de Piedra, fundadora de Eureka, de las mujeres que en circunstancias muy difíciles empezaron a buscar a sus hijos desaparecidos, auténticas defensoras de derechos humanos.
"Esto abre la posibilidad de que la CNDH deje de ser una pantalla un organismo alcahuete del régimen, y se profundice en las investigaciones y se acabe con la impunidad y se le dé una respuesta a los familiares de las víctimas", señaló en conferencia matutina.