PUBLICIDAD

Nacional

El mundo incentiva los paneles solares mientras la 4T quiere acabarlos

Un proyecto regulatorio de la CRE pondría trabas y reglas que limitarían el atractivo financiero para instalación de dispositivos solares en empresas y residencias

Agencia Reforma

viernes, 11 noviembre 2022 | 06:10

Agencia Reforma Agencia Reforma

PUBLICIDAD

Monterrey.- Mientras que en el mundo Gobiernos federales y estatales incentivan la instalación de paneles solares en empresas y residencias, en México la Administración federal propone normas que los frenarían.

Tomemos por ejemplo a Estados Unidos.

PUBLICIDAD

El Gobierno federal creó desde el 2006 un crédito fiscal para descontar de impuestos los costos por instalar un sistema fotovoltaico solar. El tope de deducción fiscal para el periodo 2022-2032 es de 30 por ciento, que se reducirá a 26 por ciento para sistemas instalados en el 2033 y a 22 por ciento para los puestos en el 2034. Es decir, son incentivos de largo plazo.

Ah, pero eso no es todo. Adicionalmente existen en el vecino país poco más de 80 planes de apoyos estatales para promover la instalación de paneles solares.

En Texas compañías como El Paso Electric acreditan la cantidad de energía generada con paneles contra el consumo total. O bien Green Mountain Energy, que ofrece a sus clientes residenciales ganar créditos en sus facturas de electricidad cuando instalen y activen un sistema de energía solar con una capacidad nominal de menos de 50 kilowatts. O que tal la cooperativa Guadalupe Valley Electric, que compra los excesos de electricidad generados por sus clientes con paneles a precios de mercado de energías renovables.

California no se queda atrás en la búsqueda de energía solar limpia.

El programa DAC-SASH proporciona gratis equipos solares a hogares unifamilares de bajos ingresos, mientras que a consumidores que instalen sus sistemas antes del 2024 no se les aumentará el monto a pagar del impuesto predial. También habría que decir que la compra de equipos de generación y almacenamiento de electricidad a partir de fotoceldas están exentos del impuesto sobre las ventas en California.

Por su parte, en Europa también buscan promover la instalación de paneles solares.

La Unión Europea (UE) presentó el plan REPowerEU, con el que busca poner fin a la dependencia de combustibles fósiles rusos y contempla un porcentaje máximo de ayudas para instalar paneles solares, de entre 30 y 40 por ciento para particulares y de 45 a 60 por ciento para empresas.

La estrategia solar de la UE establece como objetivo duplicar la capacidad solar fotovoltaica para el 2025.

Además, propone que sea obligatoria la instalación de sistemas fotovoltaicos en los techos de edificios comerciales y públicos a partir del 2025, y en los nuevos edificios residenciales a partir del 2029.

En el caso de España, el Gobierno de Madrid ofrece ayudas de hasta 3 mil euros para el autoconsumo. Considerando un costo promedio de la instalación de paneles solares en una vivienda unifamiliar de entre 5 mil y 7 mil euros, con estos incentivos ese precio se reducirá a la mitad.

Por supuesto, en el México de la 4T las cosas son muy distintas. Ayer, Grupo Reforma publicó cómo un proyecto regulatorio de la CRE pondría trabas y reglas que limitarían el atractivo financiero para la instalación de paneles solares en empresas y residencias.

Mientras que el mundo busca la energía verde, aquí se le quiere espantar.

Paran planes

La nueva regulación para la generación distribuida, que consiste en paneles solares y que está en consulta pública, está parando proyectos.

En el marco del evento Genera México en Cintermex, José Ángel Vela, de la consultora Monitor Energético, sostuvo que las nuevas disposiciones están ya tumbando proyectos a muchas empresas que buscaban instalar sistemas fotovoltaicos en estos momentos porque generan mucha incertidumbre.

"Pretenden modificar el modelo de contrato... para determinar la contraprestación aplicable por la energía eléctrica entregada a las redes generales de distribución.

"Es decir, la CFE te compraría la electricidad excedente a un precio definido por la CRE que estaría topado, lo que pegaría en la rentabilidad de los proyectos".

Para Jait Castro, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Fotovoltáica (AMIF), la consulta de la nueva regulación es un ejercicio importante para visualizar los posibles impactos y pormenores.

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

close
search