Amenaza EU a México con embargo comercial por pesca ilegal

Embarcaciones de Tamaulipas realizan pesca ilegal en aguas estadounidenses, advirtió Oceana

Reforma
lunes, 07 octubre 2019 | 09:20
Reforma |

Ciudad de México— Embarcaciones procedentes de Tamaulipas están realizando pesca ilegal en aguas de Estados Unidos, lo que pone a México ante la amenaza de un embargo comercial, advirtió la organización internacional Oceana.

En su informe bianual Mejoramiento de la Gestión de la Pesca Internacional 2019, la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA, por sus siglas en inglés), reportó que pescadores mexicanos han sido interceptados hasta 20 veces desde 2014 en aguas de Texas.

La agencia perteneciente al Departamento de Comercio de EU advierte en su informe entregado al Congreso de su país que, pese al creciente número de enjuiciamientos y multas impuestas a quienes son capturados pescando de manera ilegal en aguas de Estados Unidos, la actividad ilícita no cesa.
"Los resultados de la Fiscalía compartidos por México muestran que ciertos ciudadanos mexicanos están acumulando numerosas multas por pescar repetidamente en aguas estadounidenses", expone NOAA.
"A pesar del creciente número de enjuiciamientos por parte de México y la imposición de multas a los ciudadanos mexicanos declarados culpables de pescar en aguas estadounidenses, a Estados Unidos le preocupa que estas acciones aún no hayan tenido un efecto material en el número de incursiones".
El reporte señala que los pescadores están sacando predominantemente pargo rojo y huachinango, y que utilizan técnicas que dañan a otras especies del ecosistema.
"La NOAA, el Servicio de Parques Nacionales y el Departamento de Parques y Vida Silvestre de Texas han reportado importantes varamientos de tortugas en las playas de Texas, probablemente resultado de la captura incidental de embarcaciones mexicanas que pescan ilegalmente en aguas estadounidenses", indica.
Además, el informe anticipa que Estados Unidos puede estar comprando pescado obtenido ilegalmente en aguas estadounidenses, ya que en 2018 importó 4 millones 796 mil 693 kilos de pargo fresco y congelado con un valor declarado de 33 millones 36 mil 108 dólares.
"Genera preocupación que estas importaciones puedan incluir pescado cosechado ilegalmente en aguas estadounidenses. Según las consultas con México sobre este tema, parece que si bien el control y el cumplimiento por parte de la flota con licencia puede haber mejorado, sigue habiendo una flota sin licencia que opera sin un monitoreo o control significativo por parte de México", afirma.
En 2016, la Guardia Costera de EU capturó 35 embarcaciones mexicanas pescando ilegalmente en su territorio; en 2017 fueron 33 y en 2018 abrió 51 expedientes de este tipo.
Pedro Zapata, vicepresidente de Oceana México, recordó que la NOAA ha señalado a México por este mismo fenómeno en dos ocasiones anteriores, en 2015 y 2017.
"Este es el primer reporte que NOAA hace al Congreso en la era de Trump, una administración notoriamente propensa a usar las sanciones comerciales, incluso contra sus aliados. México ya ha sufrido esto en carne propia con la crisis migratoria", alertó.
La NOAA y el Departamento de Comercio anunciaron que en el próximo informe bienal 2021 buscarán que exista mayor monitoreo y control por parte de México.
Reforma solicitó una postura oficial de la Conapesca, pero no obtuvo respuesta.


Pegaría en vigilancia recorte a Conapesca
El Gobierno federal prevé para 2020 un recorte presupuestal de 35 por ciento para la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca) que repercutirá directamente en sus tareas de inspección y vigilancia contra la pesca ilegal.
Un análisis del presupuesto de la Conapesca realizado por la Consultoría Humint, que considera los datos preliminares del proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) 2020, advierte que el presupuesto de la dependencia pasará de mil 875 millones 379 mil 941 en 2019 a mil 223 millones 752 mil 876 pesos, es decir, 651 millones 627 mil 65 pesos menos.
Según el diagnóstico, la reducción al gasto de Conapesca se resentirá directamente en las tareas de regulación, supervisión y aplicación de las políticas públicas en materia agropecuaria, acuícola y pesquera; en este rubro el gasto pasará de 460 mil 876 millones 459 mil en 2019 a 401 mil 952 millones 891 pesos el próximo año.
Además, el presupuesto dirigido a los programas de productividad pesquera y acuícola resentirán también una caída cercana al 50 por ciento, al pasar de mil 158 millones 998 mil 352 en 2019 a 564 millones 940 mil 464 pesos en 2020.
"El Gobierno de México puede reformar el proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación para 2020 para regresarle algo a la Conapesca y poner a trabajar a la gente que lleva a cabo las labores de vigilancia e inspección de la Conapesca porque hoy tienen serias limitantes para hacer su trabajo, gasolina, viáticos para estar donde tienen que llevar cabo su actividad", planteó al respecto Pedro Zapata, director de Oceana México.
De aprobarse la propuesta de presupuesto para Conapesca, anticipó, el sector pesquero empeorará.
"Hasta ahora, el cambio parece ser para empeorar en el sector pesquero", sostuvo el especialista.
"No hay actividades dentro del sector ni políticas anunciadas o cambios radicales que apunten a razones para pensar que el cambio de administración en el tema pesquero ha sido positivo. Tenemos que darle a la pesca el lugar que merece porque lo que está pasando es que el Gobierno no le importa este sector que le da empleo a 300 mil personas y alimentos de alta calidad y nutrición a un país del tamaño de México".