Entre malabares difunde valores

‘Balam’ insta a guiadores a cuidar el medio ambiente, respetar las señales viales y a cuidar los animales

Luis Carlos Cano C./
El Diario
viernes, 08 noviembre 2019 | 06:00
Omar Morales |

Se coloca en los diferentes cruceros de la ciudad como lo hacen otras personas que presentan un espectáculo para que los automovilistas los apoyen económicamente, pero a diferencia de los demás, Fernando García aprovecha para difundir mensajes promoviendo la civilidad a los conductores, así como el respeto a los animales y cuidado al medio ambiente.

“Hago malabarismo y al mismo tiempo difundo estos mensajes con la intención de que la gente sea más consciente de la conservación del medio ambiente, el respeto a los animales y el respeto a los demás”, dice Fernando, a quien le gusta que le digan “Balam”.

Mientras despliega las mantas con los mensajes para que los lean los conductores en lo que el semáforo está en luz roja, “Balam” dice que la población se ha olvidado de valores como el del respeto que se deben unos a otros, lo que causa problemas entre los automovilistas, entre vecinos y en eventos multitudinarios porque la persona sólo piensa en sí misma.

Es por eso que mensajes como “Respeta el semáforo”, “No maltrates los animales”, “Sé honesto”, “Cuida plantas y árboles”, “Respeta a otros conductores” y “Piensa en los demás”, son algunos de los que este malabarista muestra a la gente para después presentar su espectáculo y caminar entre los vehículos, por si alguien le da una moneda.

“Yo no me dedico a pedir, sí camino entre los automóviles por si alguna persona me da un apoyo, pero si no me dan sigo con mi actividad. Hago malabares, pero antes les muestro las mantas con estos escritos buscando que la gente sea mejor”, dice Balam, quien comenta ser originario de otra entidad, pero prefiere no decirlo porque ahora se encuentra en esta frontera.

“La intención de esto”, subraya, “es compartir los mensajes buscando que la gente tome conciencia de que no están solos, que somos muchas personas y nos debemos respetar unos a otros, pero además respetar el medio ambiente, porque con frecuencia veo que los guiadores van fumando y tiran la colilla de cigarro en la calle, cuando todos los vehículos tienen cenicero; sino quieren que su carro huela a tabaco, que no fumen”.

Además de eso, dice que es común ver a los automovilistas que no encienden la luz direccional cuando deben, no prenden las intermitentes cuando van a detenerse y se meten en los carriles de forma imprudente, por eso es que muestra los mensajes cada vez que el semáforo se pone en luz roja y se detienen los automóviles.

Balam destaca que la gente también debe tomar conciencia en el cuidado de los animales, pues los perros que andan en las calles son porque los abandonan; “aparte hay personas que los golpean, los torturan y eso debe terminar”, afirma. (Luis Carlos Cano C. / El Diario)