Urge programa emergente de regulación migratoria

Todos los días acuden al Caim cubanos que solicitan información para poder quedarse en la ciudad

Hérika Martínez Prado/
El Diario
miércoles, 13 noviembre 2019 | 06:00
|

Debido a los miles de migrantes extranjeros que buscan quedarse a trabajar en Ciudad Juárez, el  Consejo Estatal de Protección y Atención a Migrantes (Coespam) exhortó al Instituto Nacional de Migración (Inami) a implementar un programa emergente de regulación migratoria así como a la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar) para que abra una oficina en esta frontera.

“Lo han referido así, como que están en un limbo migratorio, y es lo menos que queremos para quienes están buscando un mejor lugar donde vivir, y quienes representan una oportunidad para la ciudad”, destacó el coordinador del Consejo Estatal de Población y Atención a Migrantes (Coespo), Enrique Valenzuela,

De acuerdo con personal del Centro de Atención Integral para Migrantes (Caim), donde se llevaba a cabo el registro y el traslado de los migrantes al puente internacional Paso del Norte–Santa Fe, todos los días acuden a sus oficinas al menos 10 cubanos en busca de información migratoria para poder quedarse en la ciudad debido al miedo a ser deportados por Estados Unidos a su país.

Actualmente hay menos de 3 mil 300 migrantes registrados para cruzar al vecino país a solicitar el asilo político, sin embargo no se sabe cuántos acudirán cuando les toque su turno de pasar, ya que muchos ya quieren quedarse aquí.

“Daniel”, un isleño con cuatro meses en Juárez, acudió ayer por una carta de no antecedentes penales al CAIM, donde confesó que no se presentará cuando le toque su turno de cruzar la frontera, ya que tiene miedo a ser deportado a Cuba.

Él ha trabajado en esta ciudad como guardia de seguridad y lamenta que en muchos trabajos le pidan una identificación mexicana para poder laborar, como es el caso de varias maquiladoras a donde ha ido, pero aseguró que buscará su regularización para poder obtener mejores ingresos.

Otra isleña comentó que ya ha acudido a cuatro citas ante la Corte de El Paso y en unos días tendrá una quinta, a la cual irá, aunque ya tiene decidido quedarse en Juárez, donde ha trabajado en restaurantes.

“A partir de un estudio que se hizo por parte de la UACJ, UACH, El Colegio de Chihuahua y El Colegio de la Frontera Norte, se encontró que una conclusión que de alguna manera se había venido percibiendo por quienes estamos involucrados en esta tarea, que conforme pasa el tiempo más toman la decisión de permanecer mejor en México, porque en Estados Unidos si continúan con el proceso sus opciones en la última audiencia  van a ser que les den asilo político o bien, que los deporten. Y hay quienes no se la quieren jugar”, comentó Valenzuela. 

De acuerdo a esta encuesta, aplicada a mil 064 migrantes extranjeros, se encontró que el 44 por ciento tienen la intención de quedarse aquí. 

Por ello, la insistencia de todos los entes involucrados en el Coespam, en la implementación de un programa emergente de regulación migratoria a quienes están en esta frontera o quienes necesiten solicitar refugio.

“Ya hemos estado con el propio coordinador general de Comar, Andrés Alfonso Ramírez Silva, a quien le hemos solicitado que se instale un módulo al menos de Comar, para que se empiecen a recibir las solicitudes de quienes pretendan obtener refugio”, destacó.

Como comunidad Juárez debe tener las capacidades instaladas para apoyar a los migrantes que quieran quedarse aquí, principalmente de origen cubano, entre quienes se encuentran hombres y mujeres jóvenes y con diversas capacidades de apoyar a la ciudad, señaló. (Hérika Martínez Prado)