Juárez

‘Te seguiré buscando hasta mi último día’

A nueve años de su desaparición, aún hay esperanzas de hallar a Nancy Navarro

Cortesía / Hoy tendría 28 años

Hérika Martínez Prado
El Diario de Juárez

sábado, 07 noviembre 2020 | 12:25

“Nancy, te seguiré buscando hasta el último día de mi vida, y sólo le pido a Dios que me permita algún día poder estar contigo”, fue el mensaje que envió ayer Lucy Muñoz a su hija desaparecida hace nueve años en Ciudad Juárez.

El miércoles 13 de julio de 2011 Nancy Iveth Navarro Muñoz, de entonces 18 años, salió de su casa en busca de trabajo. Ese fue el último día que su madre pudo ver los ojos color miel y el cabello rizado de su hija, a quien celebró a la distancia en su 28 aniversario. 

Sin avances en las investigaciones realizadas por la Fiscalía General del Estado (FGE), en medio de la pandemia por el Covid-19, Lucy sigue esperando el regreso de su hija, quien ese día le encargó a su niña, que ya cuenta con 10 años.

Nancy vivía con su hija, sus padres, y sus hermanos de entonces 13, seis y cuatro años de edad en la colonia Francisco I. Madero, hasta que esa mañana salió de su casa con la esperanza de encontrar un trabajo.

El martes 12 de julio de 2011, Nancy y su mamá vieron en un negocio de telas en el Centro de la ciudad que buscaban una empleada, por lo que al día siguiente ella salió de su casa a las 11:00 de la mañana para dejar su currículum, pero nunca regresó.

Al ver que no regresaba su mamá pensó que se había quedado a trabajar, pero al hacerse más tarde salió a buscarla en estaciones de Policía y hospitales, pese a la lluvia que cayó esa noche sobre la ciudad. La búsqueda suma ya más de nueve años.

“Para mí es muy triste”, confesó al recordar que hacía 28 años le dio la vida y ahora desconoce su paradero. 

Al enterarse de las 74 mujeres víctimas de explotación sexual que fueron rescatadas esta semana en Puebla, la madre confesó que se llenó de esperanzas, pero tras ver uno a uno los nombres, no encontró el de su hija.

En medio de la pandemia, Lucy decidió recordarla en su cumpleaños a través de las redes sociales, en donde busca la difusión de su rostro con la esperanza de que alguien pueda identificarla. 

“Lo único que nos queda es seguir difundiendo a través de las redes sociales”, dijo la madre quien pidió a los fronterizos que no sean indiferentes al dolor de las familias.

A través de un dibujo, la FGE difundió hace meses cómo podría ser en la actualidad el rostro de Nancy, a nueve años de su desaparición.

Nancy mide 1.50 metros de estatura, es de complexión delgada y tez blanca. Cuando desapareció tenía el cabello chino. Sus cejas son delgadas; los ojos grandes y rasgados, de color café claro; su nariz es mediana, recta y picuda; la boca mediana y sus labios regulares.

hmartinez@redaccion.diario.com.mx