Sabor y atractivo turístico en las dunas

Inició en Samalayuca como un proyecto que duraría sólo 8 meses y ya recibe hasta clientes rusos

Iris González/
El Diario
lunes, 19 agosto 2019 | 06:00
|

En medio del desierto de Samalayuca se encuentra La Sotolera, lugar en el que se fabrica el destilado típico de Chihuahua.

Este lugar nació en el 2009 con la producción de la marca Cinco Tragos y hace apenas cuatro años se introdujo al mercado culinario, con un restaurante especializado en borrego, chamorros y costillas.

Aunque la mayoría de los clientes de este lugar ubicado en el Camino a las Dunas, del Ejido Villaluz, son juarenses, también recibe turistas de El Paso, Las Cruces, Colombia, la India y hasta Rusia, que visitan el Consulado de la localidad para llevar a cabo trámites migratorios. 

Luis Marín, gerente del lugar, platicó que lo que comenzó como un proyecto escolar hace una década, poco tiempo después se convirtió en uno de los principales atractivos turísticos de Samalayuca. 

Todo inició cuando en la carrera de Administración y Generación de Empresas que cursó junto a la propietaria, Ariana De León en el Tecnológico de Monterrey, les pidieron crear un proyecto de tesis, por lo que se les ocurrió crear sotol, por ser un producto regional.

En ese entonces se dieron a la tarea de investigar el proceso de producción para después comenzar a destilarlo e iniciar con su introducción al mercado. 


Producen por temporada 5 mil litros

S-Mart y la licorería Los Astros fueron las tiendas que confiaron en ellos y que les abrieron las puertas para la venta de las botellas, aunque para ello tuvieron que cumplir con una serie de requisitos que solicita la cadena de supermercados. 

Este proyecto solamente estaba contemplado que durara ocho meses, pero la aceptación en el mercado fue tan grande que decidieron quedarse de manera permanente.

En este espacio ubicado en la entrada del kilómetro 42.5 de la carretera Panamericana, se cuenta con 4 mil plantas sereque, de las que se extrae el sotol, así como el área de destilería y la planta de envasado, donde se producen los tres tipos de destilado que manejan: blanco, reposado y añejado, además de una crema.

La fabricación del destilado inicia con el procesamiento de la planta de la que se extrae una piña que pasa a un estanque donde se cuece a 300 grados y después a un molino que la tritura.

Una vez finalizado ese proceso, se pasa a una tina de vacío en la que separan las partes buenas de las malas para meterlas a una tina en la que se machucan los azúcares que después se extraen con bombas de agua.

La capacidad de producción que tienen es de 5 mil litros por temporada, que abarca los meses de mayo, septiembre y noviembre. 

El proceso dura unos 15 días y se hace todo de manera artesanal. 

El restaurante La Sotolera está abierto solamente sábado y domingo en horario de 12 a 7 de la tarde. 

Además de disfrutar platillos, las personas pueden también tomar un tour por la planta donde se produce el destilado.

También se pueden realizar recorridos entre semana, aunque para ello debe agendarse al teléfono 656-279-16-24.

Este lugar cuenta también con un salón de eventos y áreas privadas, además de que próximamente está por introducir un museo de la UACJ. El costo del sotol va desde los 250 el blanco, 350 el reposado y 550 el añejo. 

Además de S-Mart, en Juárez puede encontrarse en algunas licorerías y tiendas Del Río, además de que se vende en bares de la Ciudad de México y otras partes del país como Chihuahua, Cancún y Puebla. 

El gerente platicó que actualmente se está en planes de entrar al mercado estadounidense, con la venta en Los Ángeles.


[email protected]