Refuerzan sus cuartos de cartón con llantas y hasta con tierra

Una familia de la colonia Lomas de Poleo intentaba impedir que las ráfagas de viento entraran a su vivienda

Abril Salgado
El Diario de Juárez
jueves, 14 marzo 2019 | 06:00
Omar Morales / El Diario de Juárez

Ciudad Juárez— Con neumáticos y tierra la familia Mijares protegió su casa construida con cartón, madera y plástico para prevenir que el frío penetrara y fuera un lugar seguro para su resguardo.

Eran las primeras horas de la mañana cuando la hija de Félix, Antonia Mijares, tuvo que salir de su hogar situado en Lomas de Poleo para iniciar su día laboral en una maquiladora, no sin antes dar aviso a la familia de que se registrarían ráfagas intensas de viento.  

Una vez enterados, los integrantes colocaron llantas, bloques y piedras en el techo para asegurar el largo hule negro que lo protege, y montones de arena en la parte inferior de la casa, sitio donde terminan los pedazos de cartón y el aire busca su entrada.  

“Sí, estábamos enterados del aire y pues le echamos hule al techo y todo lo que se pudo”, expresó la entrevistada.  

Expuso que si las ráfagas azotaban muy fuerte, se moverían a un pequeño cuarto de bloques que está al fondo de la vivienda, pero de no ser suficiente, saldrían a buscar otro resguardo.

La familia tiene cerca de un año habitando en esa zona, y durante ese tiempo no se habían presentado condiciones climáticas como las de ayer, por lo que piensan hacer “una casita por ahí” para tener mejor calidad de vida.

Pese a las medidas que tomaron, Mijares comentó que el viento rompió parte del hule que colocaron para cubrir su casa.  En un recorrido realizado por la zona se apreció que gran parte de las viviendas en Lomas de Poleo tiene sus techos protegidos con hule, piedras, bloques de cemento, llantas y "pallets".  


[email protected]