Reciben menores ayuda emocional

Cruz Roja y Educación estatal auxilian psicológicamente a niños tras la violencia que vive la ciudad

Mayra Selene González
El Diario de Juárez
sábado, 12 octubre 2019 | 06:00

Ciudad Juárez— Niños de diferentes escuelas de educación básica reciben apoyo emocional ante los hechos violentos que ocurren en la ciudad.

El programa “Abriendo espacios humanitarios” es realizado por la Cruz Roja Mexicana y la Secretaría de Educación estatal, y está enfocado a aquellos menores que han perdido a familiares o tienen algún conocido que fue víctima de manera directa, informó Belém Salcido, coordinadora de este programa.

Judith Soto Moreno, subsecretaria de Educación en la Zona Norte, indicó que la atención se ha enfocado especialmente en el Valle de Juárez, una zona que durante años ha sido azotada por la violencia, además de que por tratarse de comunidades pequeñas los pobladores se conocen y tienen más contacto entre sí o incluso pueden tener relación con los agresores.

“Es un programa encaminado a ofrecer primeros auxilios emocionales, sobre todo para aquellos jóvenes que han estado expuestos a situaciones de manera directa, principalmente se da en poblaciones que están en guerra, pero aquí en Ciudad Juárez se hizo este trabajo por una situación de uno de los miembros del consejo del patronato de la Cruz Roja Mexicana que en carne propia vivió el secuestro y posterior asesinato de su propio hijo”, mencionó.

Dijo que tras este dolor que vivió, solicitó la intervención a la Cruz Roja Internacional y a la Mexicana para que se pudiera tener el programa en esta frontera.

El programa es realizado tanto por voluntariado como por personal pagado, indicó.

Salcido explicó que el programa consiste en capacitar a los maestros para que puedan brindar atención a los menores que han sido víctimas, han presenciado o alguno de sus familiares ha perdido la vida a causa de la violencia.

En Ciudad Juárez, de 2017 a lo que va de 2019, se ha capacitado a 340 docentes, lo cual se ha impactado a 6 mil 119 alumnos, de 11 instituciones, de las cuales nueve son secundaria y tres primarias, detalló.

“Fueron los maestros capacitados en diferentes acciones, en diferentes ejes, pero ahorita lo que ya se les brindó a estas escuelas es una herramienta para que los maestros puedan seguir practicando cuando se les presente una necesidad o una emergencia “, mencionó.

Dijo que los maestros fueron capacitados con un taller denominado “Seis acciones para salvar una vida”, además de que se les donó una camilla, un botiquín portátil y un botiquín de cintura, para lo cual fue requisito tomar el curso.

Para que el programa pueda llegar a una escuela, se realiza un diagnóstico previo y debe existir una situación de violencia armada en el sector, indicó.