Juárez

‘Mujeres de negro’ reclaman a Maru en toma de protesta

Denuncian el retroceso en los derechos de las mujeres que se da en el estado

Francisco Luján
El Diario de Juárez

miércoles, 08 septiembre 2021 | 20:26

David Cruz / El Diario de Juárez David Cruz / El Diario de Juárez David Cruz / El Diario de Juárez David Cruz / El Diario de Juárez

Ciudad Juárez— Con una manifestación realizada de manera paralela a la ceremonia de toma de protesta de la gobernadora electa María Eugenia Campos en Ciudad Juárez, las “Mujeres de Negro” denunciaron que esta inició su gobierno con una “reingeniería” cuyo objetivo es colapsar las instituciones destinadas a la atención especializada de la violencia contra las mujeres en el estado.

En el exterior de la Plaza de la Mexicanidad, las “Mujeres de Negro" informaron que en  Chihuahua iniciaron su actividad hace 20 años y su objetivo ha sido denunciar y lograr que los tres niveles de gobierno atiendan la grave problemática que viven las mujeres en este estado,

Narraron que el  10 de diciembre del 2001 se colocó la primera Cruz de Clavos en la Plaza Hidalgo en Chihuahua y el 8 de marzo realizaron el ´Primer Éxodo por la Vida de Chihuahua a Ciudad Juárez. El ´Segundo Éxodo por la Vida´, convocado por las Mujeres de Negro, se realizó desde la Ciudad de México hasta Ciudad Juárez, y fue acompañado por una campana que llama a duelo por los asesinatos de mujeres en todo México.

Expusieron que hoy 8 de septiembre la campana sonará de nuevo mientras se realiza la Sesión en la que María Eugenia Campos rendirá protesta como gobernadora del Estado de Chihuahua, para denunciar el retroceso en los derechos de las mujeres que se da en el estado.

Explicaron que el pasado viernes 13 de agosto Campos Galván envió al Congreso del Estado una iniciativa con carácter de decreto para modificar la Ley Orgánica del Poder Ejecutivo y la estructura del mismo en la que contempla desaparecer, reajustar y fusionar algunas secretarías actuales.

Agregaron  que la  propuesta, denominada ‘Reingeniería de la Administración Pública del Estado de Chihuahua’, contempló:  una reestructura para que la Fiscalía Especializada en Atención a Mujeres Víctimas del Delito por Razones de Género dé atención a la violencia familiar con esta modificación quedó como Fiscalía Especializada en Atención a Mujeres Víctimas del Delito por Razones de Género y Atención a la Familia. Otra de las propuestas fue que los Centros de Justicia para la Mujer que antes dependían de la Secretaría de Gobierno sean transferidos a la  Fiscalía Especializada en Atención a Mujeres Víctimas del Delito por Razones de Género y Atención a la Familia. Denunciaron que desde que Campos Galván envió la propuesta al Congreso del Estado, el Movimiento de Mujeres de Chihuahua se manifestó en contra y solicitó un diálogo con la entonces gobernadora electa para presentar los argumentos por los cuales existen ambas instituciones cuyo objetivo es lograr la erradicación de la violencia contra la mujer en el estado. Aseguraron que sin embargo, nunca hubo intención por parte de Campos ni de su equipo de trabajo de entablar diálogo y finalmente el lunes 30 de agosto, diputadas y diputados de la anterior legislatura aprobaron la “Reingeniería” que afecta gravemente a las mujeres de Chihuahua.“Esta reestructura en el caso de la FEM lo único que conseguirá es colapsar una institución que actualmente no tiene capacidad para atender otro tema que no sea la violencia de género, ya que cuenta con 8 ministerios públicos que atienden una carga aproximada de 700 denuncias mensuales; aumentar la carga de trabajo implica reventarla definitivamente”, dijo Imelda Marrufo, coordinadora de la Red Mesa de Mujeres de Ciudad Juárez. Añadió que en concreto la FEM es fruto de una intensa lucha de Norma Ledezma Ortega, mamá de Paloma Escobar Ledezma, asesinada en marzo de 2002. Recordó que Norma recorrió todas las instancias locales y nacionales en busca de justicia para su hija y que como no encontró respuesta, acudió a instancias internacionales. En el 2012 llegó a un acuerdo con la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. Por tal logro  que se creó la FEM como un “acuerdo reparatorio” y como “medida de  no repetición” por el feminicidio de Paloma. La abogada agregó que en el caso de los Centros de Justicia para las Mujeres en Chihuahua, ocurre lo mismo porque supeditarlos a la nueva Fiscalía Especializada en Atención a Mujeres Víctimas del Delito por Razones de Género y Atención a la Familia, implica restarles importancia y con ello destinarles menos presupuesto para su operación; presupuesto que ya de por sí es poco para las necesidades que existen.“Tanto la FEM como los CeJums son resultado de más de 20 años de lucha de las mujeres de Chihuahua para que los tres niveles de Gobierno reconozcan su derecho a una vida libre de violencia, y se decidan a atender de manera especializada la violencia de género; estos cambios no son una ´reingeniería´ en realidad implican un retroceso; sobrecargarlas de servicios o quitarles presupuesto para justificar su desaparición o modificación de sus objetivos principales revela la intención de este gobierno de trabajar para sus objetivos y no para las mujeres de Chihuahua”, concluyó Marrufo.

close
search