PUBLICIDAD

Juárez

Galería: Vive Anapra su pasión de Cristo

Feligreses representan el Viacrucis que realizó Jesús antes de ser crucificado

Alejandra Gómez
El Diario de Juárez

viernes, 15 abril 2022 | 12:31

Omar Morales / El Diario de Juárez Omar Morales / El Diario de Juárez Omar Morales / El Diario de Juárez Omar Morales / El Diario de Juárez Omar Morales / El Diario de Juárez Omar Morales / El Diario de Juárez Omar Morales / El Diario de Juárez Omar Morales / El Diario de Juárez

PUBLICIDAD

Ciudad Juárez— Bajo los ardientes rayos del sol, esta tarde la comunidad de la parroquia Corpus Christi Anapra ha dado inicio a un viacrucis en el que por primera vez cada uno de los feligreses representará con sus propias dolencias la pasión del hijo de Dios, por lo que más de una persona cargará la cruz hasta la cima donde se encuentra la capilla de San Toribio Romo, el patrono de los migrantes. 

“¿Dónde está Jesús?”, preguntó el párroco Guillermo Morten antes de iniciar el viacrucis, y la respuesta fue “Jesús está en cada uno de nosotros”, razón por la que este año se decidió que no habría una persona que dramatizara las estaciones del camino de la cruz y, al igual que cómo se realizó en la Catedral de Nuestra Señora de Guadalupe, a cada paso se recordarán los problemas actuales de la sociedad. 

PUBLICIDAD

Son más de 200 personas quienes caminan sobre la calle Cangrejo, en la colonia Anapra, y portan consigo carteles donde plasmaron sus plegarias para que el dolor causado por la violencia, la discriminación, la enfermedad y la guerra, terminen y permitan a la sociedad crear un nuevo mundo sin pobreza espiritual. 

La primera estación arrancó al mediodía, donde los feligreses recordaron el momento en que Jesús fue condenado a muerte, por ello entre las personas que oraron se encontraron víctimas de la violencia, quienes perdieron algún ser querido a causa del peligro que acecha e incluso que son sobrevivientes. 

A diferencia de otros años, en esta ocasión se realizarán siete estaciones únicamente, pero cada una hará referencia a un problema actual con la esperanza de que sea el propio calvario el que permita crear conciencia en la sociedad, pues tras dos años de la pandemia por Covid-19 el mundo ha sido herido y ha cambiado, explicó el párroco Guillermo Morten.

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

close
search