Juárez
Asfixian a cuatro en Parajes del Sur

Fue a buscar a su hijo y halla escena trágica

Luego de que no le contestara el teléfono durante varias horas decidió ir a su casa en la madrugada

Staff / El Diario de Juárez / La vivienda donde fueron encontrados los cadáveres
Staff / El Diario de Juárez / Una de las manchas de sangre que quedaron en el interior

Staff
El Diario de Juárez

jueves, 25 marzo 2021 | 06:00

Ciudad Juárez— Desesperada porque su hijo no le contestaba el teléfono durante varias horas y tras no poder dormir por la angustia, una mujer decidió ir a a su casa a buscarlo sin importar que ya pasara de la media noche, y al llegar al domicilio se encontró con una escena trágica: el cuerpo de su hijo y los de otras tres personas estaban tirados entre charcos de sangre, narraron vecinos del lugar.

Fue poco después de las 2:00 de la  madrugada de ayer miércoles, cuando autoridades policiacas reportaron el hallazgo de cuatro personas sin vida en una vivienda ubicada en el número 1410 de la calle Lilias en el fraccionamiento Parajes del Sur.

La Fiscalía General del Estado de la Zona Norte, confirmó que se trata de dos mujeres, una de 25 a 30 años de edad mientras que la otra no se tiene establecida la edad pero extraoficialmente se menciona que es de aproximadamente 18 años, y dos hombres de entre 25 y 30 años de edad.

Todos ellos fueron asfixiados y  presentaban alambre en el cuello, muñecas y tobillos, reveló la Fiscalía.

Trascendió que el nombre del propietario de esa vivienda es Alfredo Ramírez, sin embargo hasta el cierre de esta edición ninguna de las víctimas había sido identificada oficialmente.

“Nomás lo conocíamos así, pero no lo procurábamos, la mamá venía a verlo, le daba sus vueltas, por eso vino anoche, porque le estuvo llamando y no le contestó y fue cuando descubrió eso, la señora andaba desesperada”, comentó una habitante de la calle donde ocurrieron los hechos.

Los cordones rojos que rodean la pequeña casa color verde, con lo que se indica que es una escena del crimen, a través de la ventana se observan los rastros de sangre en el lugar donde quedó cada uno de los cuerpos.

El hecho mantiene asombrados a los vecinos, quienes aseguran que nunca imaginaron que algo así ocurriría a su alrededor.

“El Güero” como se le conocía al propietario de la vivienda, vivía solo y no se observaba mucho movimiento en la casa, lo veían que portaba todos los días una bata color azul o color gris como las que usan los empleados de maquiladora y de vez en cuando era visitado por su familia.

“Dice mi esposo que ayer lo vio todavía cuando venía saliendo del súper, estamos muy tristes y con mucho miedo porque por aquí andan siempre todos los niños, aquí nunca había pasado algo así, hace como dos años aventaron un cuerpo allá por la esquina, pero esto sí fue algo más fuerte”, comentó otro habitante del sector.

Los vecinos de la calle aseguran que durante las horas o días previos al hallazgo no observaron nada inusual en la vivienda, tampoco vieron vehículos ni escucharon ruidos, por lo que el hecho los mantiene en la incertidumbre.

“Pues miedo no tengo, porque pues miedo a qué, pero sí estamos muy impactados, fue hasta en la mañana que vi en las noticias que eran cuatro personas pero no sabía qué había pasado, estamos tristes y horrorizados”, expresó otra vecina del lugar.