Falta al Estado dinero para nuevo estadio

Se construiría por medio de un esquema público-privado, afirma el gobernador

J. Olmos / M. Silva
El Diario
miércoles, 12 junio 2019 | 06:00

Ciudad Juárez— Ni proyectos, ni instrucciones, ni dinero hay para la construcción de un nuevo estadio de futbol, que sería la nueva casa de los Bravos, equipo local que ayer obtuvo una plaza en la primera división.

El gobernador Javier Corral retomó el anuncio hecho hace dos años de construir, a través de un esquema público-privado, una nueva sede deportiva para el equipo.

Ayer sin embargo, el subsecretario de Obras Públicas en Juárez, Roberto Barraza, dijo que no hay nada sobre la nueva sede de los Bravos.

“No hay nada, nada de información, y el dinero pues no se sabe”, señaló.

En 2017, Corral ya había anunciado la construcción de un estadio que se pretende sustituya al Olímpico Benito Juárez, ubicado sobre la avenida Heroico Colegio Militar, en el área de El Chamizal.

Entonces el tema originó controversia porque la dueña del equipo es la secretaria de Innovación y Desarrollo Económico en su administración, Alejandra de la Vega Arizpe.

Ese año, incluso, el exsubsecretario de Obras Públicas, Andrés Carbajal, dijo que estaban buscando opciones de terreno para el estadio que tenía que construirse dentro de la mancha urbana.

Algunas opciones que surgieron extraoficialmente eran algunas zonas del suroriente, pero entonces ese tema quedó descartado.

En Juárez, Corral retomó el tema el lunes, en el marco de las negociaciones por adquirir la franquicia de los Lobos BUAP de Puebla que ayer pudo concretarse.

“Si el club de futbol Bravos se va a traer ya la Primera División a Juárez, si eso se confirma de que viene de nuevo la Primera División a la frontera y que una franquicia de la Liga Mexicana de Futbol vendrá a Juárez, eso nos obliga de nueva cuenta no solamente a pensar, sino a ejecutar de forma inmediata un mejor estadio de futbol en una asociación público privada”, dijo el gobernador.

Sin embargo, ayer dijo que el Gobierno del Estado no tiene dinero, ni puede invertir en la construcción de un estadio de futbol.

El mandatario dijo que, lo que se buscaría sería una participación público-privada, en la que el Estado sería un facilitador pero los inversionistas privados serían quienes aporten el capital para la construcción del inmueble deportivo.

Ante tal anuncio, el mandatario estatal expresó que la afición de Juárez se merece un equipo de primera división e instalaciones de primer nivel, pero ya será obra de los inversionistas construir un estadio que esté a la altura y el Estado únicamente será un facilitador para que los juarenses cuenten con esa infraestructura deportiva.

Puso como ejemplo el estadio de Torreón, inmueble construido en 2010 y que a pesar de ser un estadio “chico”, cumple con todas las comodidades para la afición y ese sería un buen modelo a seguir para la ciudad fronteriza, en donde se tiene que definir la zona en la que se ubicaría el inmueble y sobre todo la accesibilidad que tendría.

Corral Jurado expuso que,en los poco más de dos años que restan de su gobierno se podría construir ese inmueble, pero para esto los inversionistas deben decidir el proyecto y definir costos, inversión a la que Gobierno del Estado no aportará recursos, pues esa no es responsabilidad de la administración pública. 

Cabe señalar que Ciudad Juárez tendrá futbol de primera división después de nueve años de ausencia, cuando el otrora equipo Indios de Juárez consumó su descenso a la entonces llamada Primera División A; en esta ocasión, se adquirió la franquicia que pertenecía a Lobos BUAP en Puebla, para convertirse en Bravos F.C. 


[email protected]

[email protected]