Juárez

Exhortan a implementar protocolos policiales

Tras la detención de un grupo de 27 manifestantes feministas ocurrida la tarde del sábado en el centro de Ciudad Juárez

Staff
El Diario de Juárez

lunes, 07 septiembre 2020 | 06:00

Ciudad Juárez— Tras la detención de un grupo de 27 manifestantes feministas ocurrida la tarde del sábado en el centro de Ciudad Juárez, la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (Conavim), el Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres), la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) y el Instituto Chihuahuense de las Mujeres (Ichmujeres) exhortaron a la Secretaría de Seguridad Pública Municipal (SSPM) a implementar un protocolo de actuación policial en este tipo de casos. 

Las 27 mujeres, cuatro de ellas menores de edad, integrantes de diversos colectivos, fueron detenidas mientras se manifestaban en las calles del primer cuatro de Ciudad Juárez contra el feminicidio y en apoyo a un grupo de activistas de Guanajuato que fueron reprimidas por las autoridades de aquella entidad.

De acuerdo con la SSPM, fueron detenidas junto a un hombre adulto, debido a que estaban “ocasionando actos en contra del Reglamento de Policía y Buen Gobierno”, ya que realizaban pintas en las calles y monumentos de la ciudad, informó a través de un comunicado de prensa.

“La intervención policial se llevó a cabo cuando elementos de ésta corporación fueron alertados por ciudadanos comprometidos con la comunidad y con el patrimonio juarense, denunciando a varias mujeres que vandalizaban la infraestructura urbana, dos monumentos y una unidad de la Coordinación de Seguridad Vial, en el primer cuadro de la ciudad”, agregó el comunicado.

Los detenidos fueron trasladados a la Estación de Policía del Distrito Universidad, en donde el juez de Barandilla las sancionó por la falta administrativa de causar escándalos en lugares públicos y poner en riesgo la tranquilidad, integridad o seguridad de las personas, fijando una multa de mil 128.40 pesos y/o 18 horas de arresto.

De acuerdo con las autoridades todas pagaron la multa, y las últimas salieron de prisión ayer a las 4:00 de la mañana. Las menores fueron resguardadas en la oficina de Trabajo Social y entregadas a sus familiares.

Mientras que las manifestantes aseguraron ayer haber sido agredidas dentro y fuera de la corporación policiaca, la Policía Preventiva informó que durante la intervención policial se contó en todo momento con la presencia de cuatro visitadores de la CEDH y uno más de la CNDH, así como del titular de Derechos Humanos del Municipio. 

Los visitadores de Derechos Humanos presentes dieron testimonio que la actuación policial fue apegada a derecho y que ninguna de las detenidas fue violentada, aseguró la SSPM.

“Las compañeras menores de edad que estaban detenidas salieron en libertad primero y bajo fianza. Después, las restantes fueron liberadas por sus familiares también bajo fianza. Ahora todas se encuentran en libertad”, informó la agrupación Hijas de su Maquilera Madre en su página de Facebook.

De acuerdo con el primer visitador de la CEDH, César Díaz, los visitadores de Derechos Humanos no estuvieron presentes durante la detención, y arribaron a la estación de policía uno a uno, entre las 7 y 7:30 de la tarde del sábado, donde permanecieron hasta que fue liberada la última mujer.

Dijo que 18 mujeres levantaron una queja contra las autoridades municipales al referir uso excesivo de la fuerza.

A través de su página de Facebook, la agrupación Hijas de su Maquilera Madre informó que las detenidas fueron “golpeadas con brutalidad, abusadas sexualmente, humilladas y amenazadas por los elementos de la policía municipal fuera y dentro de la secretaria de seguridad”. 

Al respecto, Díaz dijo que eso no ocurrió dentro de las instalaciones policiacas. “Dentro a nosotros nos consta que no… Lo que sí vimos fue en algunas de ellas algunas lesiones, arañazos y moretones por forcejeos”.

Las manifestantes también aseguraron que algunas de sus pertenencias fueron robadas por los mismos policías, quienes les quitaron celulares. 

“Las tuvieron incomunicadas. Los reportes del médico legista son imprecisos y corruptos. Las pasaron con una jueza que hizo caso omiso de lo que las compañeras declararon y aunque algunas tenían conocimiento de los nombres de los policías agresores, en el informe de esta jueza solamente aparecen tres nombres de oficiales mujeres”, denunció la agrupación.

La agrupación destacó que un derecho salir a las calles a protestar y a manifestar su inconformidad por el abuso policíaco. Y aseguró que seguirán organizando su rabia y habrán próximas acciones. 

Por su parte, la Conavim, Inmujeres, Ichmujeres y la CEDH hicieron un llamado a las autoridades municipales de Juárez para que las y los agentes de seguridad pública realicen su labor con apego irrestricto a los derechos humanos de las personas y a los protocolos establecidos en materia de seguridad y protección de la vida de las mujeres y las niñas. 

“A partir de la información recabada y de diversos testimonios de las detenidas, manifestamos nuestra preocupación por la actuación de la policía municipal por el uso excesivo de la fuerza contra las detenidas”, apuntaron. 

También exhortaron a las autoridades municipales para que se esclarezcan los hechos, y en su caso, se castigue a los responsables. Así como que se imparta capacitación con perspectiva de género al personal policiaco y se implemente un protocolo de actuación policial para este tipo de casos.