Exhiben corrupción en Poder Judicial

Funcionario confesó robo de depósitos a su superior… y recibió un ascenso

Blanca Carmona/
El Diario
sábado, 23 marzo 2019 | 06:00

Durante alrededor de tres años, funcionarios del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) presuntamente robaron billetes de depósito que correspondían a víctimas de delitos y desde octubre de 2018 uno de ellos confesó esa conducta a sus superiores. Sin embargo, ambos continuaron en el cargo e incluso uno de ellos ascendió a secretario proyectista. 


Avisaron del robo... no fueron removidos

El proceso penal se sigue en contra de Jesús Eduardo R.R. y Alejandro E.P., quienes se desempeñaban como escribientes y secretario del juzgado adscrito a la administración del Tribunal de Control con funciones de jefe de la Unidad de Causa y Gestión, respectivamente. 

Contra ambas personas se ejecutaron órdenes de aprehensión. El primero en ser detenido fue Jesús Eduardo y el sábado pasado se le formularon cargos por el robo de unos 50 mil pesos, presuntamente sucedido en febrero de este año. 

Luego fue arrestado Alejandro y ayer a ambas personas se le inició otra causa penal, la número 855/19, por el presunto robo de 2 millones 931 mil 554 pesos también en certificados de depósito y dinero en efectivo entre el 5 de octubre de 2015 y el 31 de agosto de 2018.

En la acusación presentada ayer en contra de ambos servidores públicos por parte de un agente del Ministerio Público (MP) y ante el juez de Control Dirceu Ismael Solís Mendoza, se señaló que Alejandro E.P. firmó mil 081 certificados de depósito por 2 millones 931 mil 554 pesos.

Al parecer Jesús Eduardo le entregaba los billetes a Alejandro para que él los endosara al mensajero Julio César O.C., y éste acudía a las cajas de Recaudación de Rentas para cambiarlos, se señaló en la audiencia pública realizada ayer en la segunda sala de apelaciones de la Ciudad Judicial, donde sucedieron los presuntos robos.

El fiscal también le dio a conocer al juez la declaración de Celina Guzmán Rascón, administradora de los tribunales de Control, Enjuiciamiento y de Menores de Ciudad Juárez, en la que se señala que el 25 de octubre pasado Jesús Eduardo y su esposa acudieron a la oficina de Guzmán para informarle que desde tiempo atrás él había comenzado a disponer de los valores a su cargo, tanto de efectivo como de los certificados de depósito y que esos últimos habían sido firmados por Alejandro para que los cambiara el mensajero.

El escribiente Jesús Eduardo le entregó a la administradora un listado de los montos sustraídos y las causas penales a las que correspondían.

Al día siguiente la administradora le avisó al magistrado de la Primera Sala Penal, Marco Tulio Cano Corral, así como al integrante del Consejo de la Judicatura, Roberto Siqueiros Granados. Este último dio aviso a Genaro Molina Frías, contralor del Poder Judicial del Estado de Chihuahua. 

Sin embargo ninguno de los tres funcionarios públicos implicados fue removido de su cargo y al parecer continuó el robo de billetes de depósito. La denuncia penal se presentó hasta diciembre de 2018.

Antes de que Guzmán Rascón fuera informada por Jesús Eduardo del presunto robo de los bienes propiedad de diversas víctimas, personal de Recaudación de Rentas advirtió de la existencia de un alto número de billetes de depósito cambiados en las cajas de esa dependencia ubicadas en la plaza comercial Sendero y se comunicaron con Jesús Eduardo para ir a hablar con Alejandro E.P., a fin de preguntar si estaban falsificando su firma.

En la declaración rendida ante el MP por parte de Luis Flores Santillán, coordinador de Ingresos de Recaudación de Rentas, se señala que a finales de octubre y principios de noviembre de 2018 les llamó la atención el número de cobro de billetes de depósito en el módulo de Sendero por parte de Julio César O.C., y firmados por Alejandro.

Por lo que buscó entrevistarse con Alejandro y les dijo a él y también a Jovanny López, jurídico de Recaudación de Rentas, que él endosaba los documentos a nombre del mensajero Julio César porque las víctimas no contaban con identificación oficial y lo hacían como una atención a los ofendidos del delito para que accedieran a su dinero.

Además el fiscal reseñó la denuncia interpuesta por Genaro Molina Frías ante el MP el 13 de diciembre de 2018, que básicamente se basa en la versión proporcionada por la administradora Celina Guzmán Rascón. 


‘El responsable soy yo’

Al rendir declaración ante el juez, Jesús Eduardo reconoció ser culpable y eximió de toda responsabilidad a Alejandro y a Julio César, quien no ha sido detenido y datos extraoficiales indican que ya tramitó un amparo y dejó de presentarse a laborar. 

“Aprovechando la buena fe de Alejandro, él me firmaba los endosos obviamente pensando que se trataba de endosos para entregarse directamente a las víctimas correspondientes. De todos estos certificados fueron pocos los que él me firmó, en los demás yo estampé firma y quisiera que quedara asentado que el licenciado Alejandro ignoraba lo que estaba realizando, que era cobrar los certificados de depósito por medio de una tercera persona a quien también por medio de engaños yo le decía que se trataba de cobrar el dinero y de ahí se iban a desglosar unas cantidades y se iba a entregar a las víctimas y también aprovechándome de su buena fe aproveché esta oportunidad, dijo. 

Agregó: “No se encuentra presente Alejandro, pero quisiera pedirle disculpas por haberlo inmiscuido en esta situación, él no tiene absolutamente nada de responsabilidad, el responsable soy yo”, declaró ante el Tribunal. 

Además Jesús Eduardo indicó que septiembre del año pasado personal de Recaudación de Rentas se comunicó con él y acudieron a la oficina para verificar si los billetes de depósitos endosados por Alejandro –abogado de profesión y quien se desempeñó como secretario particular del alcalde Héctor Murguía Lardizábal en su primer periodo de gobierno– habían sido firmados por esta persona o si se había falsificado la firma. Aseguró que él le avisó a su compañero y le pidió que les dijera si los había firmado.

Ayer el juez Dirceu Ismael Solís Mendoza ordenó reservar la identidad de los acusados, sin embargo sus nombres se habían hecho públicos antes de que el juzgador emitiera esa resolución, en la edición impresa de El Diario correspondiente al 22 de marzo, cuando no había ninguna restricción judicial al respecto. 

Hasta el cierre de esta edición el juez no había resuelto la situación jurídica de los sospechosos ni se había entrado al debate sobre qué medida cautelar les sería impuesta. En la primera causa instruida contra Jesús Eduardo se le impuso la prisión preventiva. (Blanca Elizabeth Carmona / El Diario)


Los acusados

Jesús Eduardo R. R.

• Escribente en el Tribunal Superior de Justicia

• Robo de 50 mil pesos en febrero de este año

• Robo de 2.9 mdp en certificados de depósito y dinero en efectivo entre el 5 de octubre de 2015 y el 31 de agosto de 2018 


Alejandro E. P.

• Secretario adscrito en el Tribunal Superior de Justicia

• Robo de 2.9 mdp en certificados de depósito y dinero en efectivo entre el 5 de octubre de 2015 y el 31 de 

    agosto de 2018 


[email protected]