Juárez

‘Es una reapertura desigual e injusta’

Grupo de migrantes acudió al puente Paso del Norte en busca de asilo, pero se les negó el acceso

El Diario de Juárez

miércoles, 10 noviembre 2021 | 06:00

Cortesía | Varias personas en el cruce internacional el lunes pasado

Ciudad Juárez.— El Gobierno de Estados Unidos mantiene “una reapertura desigual e injusta”, ya que abrió sus fronteras con México para los viajeros con visa de turista, que estén completamente vacunados, pero no para los migrantes que buscan la protección internacional, señaló ayer Hope Border Institute (Instituto Fronterizo Esperanza).

“El derecho a buscar protección en otro país cuando se teme por la propia vida está consagrado tanto en el derecho interno como en el internacional. La continua negación de este derecho en la frontera entre Estados Unidos y México a través de una red de políticas como el Título 42, la permanencia en México (que probablemente se reanudará pronto) y la medición significa que cada día, los refugiados son devueltos a los mismos peligros de los que huyeron”, apuntó la organización paseña. 

La tarde del pasado lunes 8 de noviembre, Hope atestiguó cuando un grupo de personas mexicanas y centroamericanas acudieron al puente internacional Paso del Norte-Santa Fe, en busca de asilo, pero se les negó el acceso al vecino país para poder comenzar con su tramite de refugio. 

“A pesar de que la reapertura se produjo sin problemas y permitió que las zonas fronterizas volvieran a tener algún tipo de normalidad, se negó la protección a solicitantes de asilo extremadamente vulnerables. HOPE estuvo presente en el puente del Paso del Norte cuando se rechazó a casi 40 solicitantes de asilo de México y Honduras y se les dijo que esperaran porque no había capacidad para procesarlos”, denunció Hope. 

Los migrantes, quienes aseguraron tener de días a meses en Ciudad Juárez, dijeron que “se supone que iban a decir que iban a dar (asilo)”, sin especificar quien los engañó. 

Después de cerca de tres horas, se retiraron del cruce internacional junto a sus hijos, al asegurar que sienten que corren riesgo en esta frontera. 

“Queríamos el asilo para ingresar a los Estados Unidos, pero dicen que no están aceptando a nadie ahorita. Es muy bueno que abran la frontera (para los turistas), gracias a Dios por eso; pero es lamentable porque (los migrantes) no tenemos la oportunidad, esperamos que se nos dé la oportunidad. Yo soy de Honduras y vengo con mi familia”, dijo uno de los centroamericanos que permaneció por horas en el cruce internacional durante la tarde del lunes. 

Personal del Centro de Atención Integral para Migrantes (CAIM) informó ayer que la reapertura de la frontera para los viajeros con visa de turista, que estén completamente vacunados, se convirtió también en una esperanza para los migrantes, por lo que su flujo incrementó durante el lunes; sin embargo, hasta ayer no había información oficial sobre la reactivación de las solicitudes de asilo en el vecino país. 

“Es incierto hasta el momento que pudieran ingresar, ya hubo gente que llegó al CAIM preguntando por la posibilidad de que Estados Unidos les permita la entrada, pero no tenemos aún nada oficial por el momento”, aseguró personal estatal. 

Hasta ayer, cerca de 2 mil 500 personas albergadas continuaban en Ciudad Juárez en espera de poder solicitar el asilo en Estados Unidos, la mayoría mexicanos desplazados por la violencia. 

close
search