Juárez

Es tiempo de sembrar

Tras las heladas, se recomienda realizar trabajos de trasplante y utilizar fertilizantes orgánicos

Tomada de internet

Luis Carlos Cano
El Diario de Juárez

viernes, 05 marzo 2021 | 12:57

Este mes es el tiempo perfecto para la siembra y trasplante de cualquier tipo de plantas, tanto las hortalizas como las de ornato, además de que se recomienda a la población utilizar el fertilizante orgánico en lugar de los que contienen químicos, dijo el agrónomo Daniel Delgadillo Díaz, coordinador de la asociación ambientalista Árboles en Resistencia.

Asimismo, indicó que en caso de que la plantación sea en un espacio grande, como el patio de una casa, se recomienda utilizar el sistema de riego por goteo, con el fin de aprovechar mejor el agua, pero si se trata de plantas en maceta, hay que regarlas de acuerdo al sitio donde se encuentren, ya que en el interior de la casa necesitan menos líquido que si están en el exterior.

Luego de que han pasado las heladas, lo recomendable es aprovechar para sembrar distintas especies de plantas; si se va a trasplantar, debe hacerse cuando el tallo de la planta es resistente, que se sostiene sola, explicó.

Delgadillo Díaz dijo que lo más recomendable para cualquier huerto es utilizar el fertilizante orgánico, uno de ellos la composta, que se puede preparar desde el otoño con lo que se desecha de algunos alimentos en la casa, como son pedazos de frutas y verduras, productos que después de cuatro o cinco meses pueden servir como abono para la tierra.

Lo que menos se recomienda es que utilicen fertilizantes que contengan químicos, ya que además de que contaminan el suelo, si se usan en exceso dañan la planta.

El ambientalista dijo que en el caso de las hortalizas, son varias las especies que se pueden sembrar en esta ciudad y se pueden aprovechar para el autoconsumo, como es el caso de la lechuga, la espinaca, el tomate, cualquier variedad de chile, acelgas y betabel, entre otras.

Además, indicó, se pueden sembrar plantas de olor, entre ellas el romero, la hierbabuena y la ruda, que además de que son fáciles de cultivar, son perennes, es decir, con mantenerlas bien cuidadas, resurgen solas en la época de calor.

Delgadillo dijo que en el caso de las plantas de ornato por lo regular son compradas en los viveros de la localidad, que las entregan en recipientes pequeños y la gente las trasplanta en una maceta más grande, maniobra que puede hacerse en este tiempo, que es el ideal para esto.

Entre las plantas de este tipo que se dan en la región están el arbusto cenizo, el laurel, las margaritas, el geranio y la bugambilia, que soportan bien el clima extremo de la región, algo que no sucede con los rosales, planta a la que le afecta mucho el calor.

El agrónomo dijo que en el caso de plantas más grandes, como los árboles, se recomienda a la comunidad juarense que plante los adecuados a la región y que requieren de poco consumo de agua.

Dijo que una de las especies recomendadas es el pino afgano, pues aunque no es de la región, se ha adaptado muy bien a este ecosistema.

Este tipo de plantas aumentan la frescura, atraen aves y se pueden adaptar a espacios reducidos, ya que sus raíces crecen hacia abajo sin dañar banquetas, son de poco riego y resisten las altas exposiciones de sol y las bajas temperaturas de nuestra región, explicó.

Dijo que también el mezquite se desarrolla en las regiones áridas y tiene un papel ecológico muy importante, ya que es un excelente fijador de nitrógeno, lo cual mejora la fertilidad del suelo. Además es refugio de fauna silvestre, sus flores producen néctar para abejas y es de nulo riego, ya que el exceso de humedad puede limitar su desarrollo.

Delgadillo Díaz dijo que el árbol palo verde es de crecimiento rápido y copa ancha, por lo que proporciona bastante sombra, sus hojas están formadas por foliolos dentados y tienen espinas en las ramas. 

Las vistosas flores se presentan en racimos de color amarillo-anaranjado y florecen en verano.

Otro árbol adecuado para Ciudad Juárez es el huizache, que al igual que el mezquite, se desarrolla en las regiones áridas, ambos nutren el suelo pero el huizache provee mayor extensión de sombra, así como refugio a diversos animales, atraen insectos para polinizar, es resistente a sequías y crece rápidamente llegando a medir hasta 12 metros de altura y crece en todo tipo de suelos con buen drenaje.

Daniel Delgadillo Díaz dijo que estas cuatro especies de árboles son las que mejor se han adaptado en los últimos años con riego casi nulo en la localidad, sólo hay que ayudarlos el primer año, principalmente, para que después por sí solos extraigan el agua del subsuelo.

Existen otros que también son adaptables, indicó el ambientalista, pero son menos comunes, como la acacia, la tuja o tuya, el cedro, la casuarina, el plumerillo o pinabete, pero las lilas, olmos y moros son árboles que están definitivamente descartados por ser susceptibles de sequías, plagas y además producen alergias a la población.

lcano@redaccion.diario.com.mx