En capilla, 25 agentes de Tránsito

Será el 27 de febrero cuando les fincarán cargos por rebelión contra el director

Staff/
El Diario de Juárez
miércoles, 13 febrero 2019 | 06:00

Uno 25 agentes de la Dirección General de Tránsito Municipal (DGTM) fueron citados a comparecer ante un Tribunal de Control para formularles cargos legales por los delitos de abandono del servicio público, promoción de conductas ilícitas y amenazas que al parecer se configuraron el día que se rebelaron contra el director de esa corporación, Sergio Almaraz Ortiz, en noviembre del año pasado.

Los oficiales deberán presentarse el próximo 27 de febrero para que un agente del Ministerio Público (MP) les formule cargos.

La representación social inició en contra de los policías viales una carpeta de investigación que recayó en el número de caso único 37-2016-004260 y solicitó al Tribunal de Control fecha para que los elementos comparezcan de forma voluntaria a escuchar la formulación de cargos.

La petición fue atendida por la jueza Danya Guadalupe Ramos Rodríguez, quien giró las notificaciones a los elementos y a sus abogados para que se presenten el siguiente 27 de febrero y les dio a conocer que el Tribunal de Control ya radicó el caso bajo la causa penal número 3876/2018.

En el aviso se les informa a los tránsitos que el MP sigue en contra de ellos una investigación porque el 27 de noviembre del 2018 aproximadamente a las 13:30 horas en las instalaciones de la DGTM, ubicadas en la calle Teófilo Borunda número 3239 de la colonia Partido Iglesias, cerraron los accesos de la dependencia para manifestarse en contra de Almaraz Ortiz y al hacer esto abandonaron su trabajo y dejaron de cumplir con las obligaciones inherentes a sus caragos. 

“Se rehusaron a laborar e impidieron el acceso de los usuarios a las instalaciones… afectando la función pública”, se indica en el documento en el cual también anota que al momento de manifestarse en contra de Sergio Almaraz Ortiz cinco oficiales amenazaron al funcionario público al decirle “que si no se retiraba de las instalaciones iba a valer madre”. Situación que provocó la intervención de los escoltas de Almaraz. 

Además se acusa que tras la intervención de los policías de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal (SSPM) un agente vial de nombre Carlos Daniel Yáñez Sepúlveda le ofreció a una agente aprehensora 42 mil pesos al tiempo que le indicó que “tomara esa feria que la habían juntado entre todos”.