Juárez

Detienen a dos por tráfico de personas

Se trata de un adulto y un adolescente de 16 años de edad

Cortesía

Staff
El Diario de Juárez

sábado, 27 junio 2020 | 19:01

Ciudad Juárez— Un adulto y un adolescente fueron detenidos este sábado por agentes de la Secretaria de Seguridad Publica Municipal, por su presunta responsabilidad en la comisión del delito de tráfico de personas. 

Martin Daniel L. O. de 57 años y el adolescente, de 16 años, fueron puestos a disposición ante la autoridad correspondiente, por su presunta responsabilidad en la comisión del citado delito, luego de que en una casa de la colonia Anapra tenían a 34 personas, entre mexicanas y extranjeras, a las que pretendían pasar como indocumentados a Estados Unidos.

De acuerdo a un comunicado de la corporación, elementos municipales que vigilaban en la colonia Anapra se percataron de un vehículo Chevrolet, Impala, habilitado como taxi, que era conducido a exceso de velocidad y de manera imprudente.

Por este motivo los agentes preventivos le marcaron el alto al conductor y al someterlos a una inspección preventiva, uno de sus ocupantes dijeron ser originarios de Pachuca y Cuba, y que el chofer del taxi los trasladaba a una casa donde se encuentran hospedadas varias personas indocumentadas que buscan la oportunidad de ingresar a territorio americano de manera ilegal y para ello contactaron al señor Martin y a su hijo, quienes los cruzarían.

Los agentes arribaron a un inmueble ubicado en el cruce de las calles Zacatecas y Ballena, de la mencionada colonia, en donde localizaron a 34 personas adultas, de ellas 20 mexicanos originarios de los estados de Guanajuato, Chihuahua, Durango, Jalisco y Veracruz, además de 14 extranjeros originarios de la Cuba y Honduras, quienes informaron que se encontraban en espera de ser trasladados a los Estados Unidos, por lo cual pagaron una cantidad de dinero que incluía el hospedaje y la alimentación.

Dijeron que solo esperaban juntar un grupo de 50 personas para partir todos juntos a los Estados Unidos por el sector de Anapra y Sunland Park, Nuevo México.

En coordinación con personal del Instituto Nacional de Migración, algunos de los migrantes fueron canalizados a varios de ellos a albergues, además de brindarles todo el apoyo asistencial. Otros decidieron retirarse por sus propios medios.