PUBLICIDAD

Juárez

Ejemplo de la vida cristiana

Despiden al padre Trevizo; descansará en Matachí

Celebran misa en la Parroquia El Señor de la Misericordia; recuerdan su legado 

Sol Gallegos / El Diario de Juárez

miércoles, 04 mayo 2022 | 06:00

Omar Morales / El Diario de Juárez | Asistentes a la misa de cuerpo presente Omar Morales / El Diario de Juárez | El obispo José Guadalupe Torres Campos ofició la ceremonia Omar Morales / El Diario de Juárez | Feligreses lamentaron la partida del sacerdote

PUBLICIDAD

Ciudad Juárez.— Tras la misa que se celebró en la Parroquia El Señor de la Misericordia, oficiada por el obispo de la Diócesis de Ciudad Juárez, José Guadalupe Torres Campos, con gran asistencia de feligreses y familiares del padre Hesiquio Trevizo Bencomo, se dio a conocer que las cenizas del presbítero serán trasladadas al municipio de Matachí, su lugar de origen.

Familiares del padre, que falleció a los 76 años de edad víctima de un infarto fulminante, agradecieron el cariño de los miles de feligreses que acudieron a la parroquia a darle el último adiós. El sacerdote estuvo 47 años en el ministerio sacerdotal y fue pilar de la fe juarense.

PUBLICIDAD

“Fue muy querido por toda su familia por sus sobrinos, hermanos, por todos. Tenía muchos fieles por eso en la iglesia donde él estaba no fue suficiente por eso se tuvo que hacer aquí (la misa) por la cantidad de sacerdotes y personalidades que asistieron; fue un sacerdote muy amado y querido por su gran amor a Dios y a sus fieles”, dijo Patricia Trevizo, sobrina del padre Hesiquio.

Trevizo Bencomo nació en el municipio de Matachí el 18 de diciembre de 1945, desde muy joven se inclinó a la vida religiosa y el 29 de junio de 1975 tuvo su ordenación sacerdotal en una misa que se oficializó en la Basílica de San Pedro del Vaticano, la cual fue auspiciada por el Papa Pablo VI, que en esa ocasión ordenó a 400 sacerdotes.

El padre Alfredo Abdo Rohana, del santuario de San Lorenzo, lo describió como un sacerdote con una gran capacidad para llegar a toda la comunidad católica con la misa dominical o los artículos que realizó durante 25 años en El Diario de Juárez, además de ser el vocero de la Diócesis de esta ciudad; fue gracias a esa labor que se ganó el cariño de miles de feligreses.

“En lo personal le agradezco a él todo su trabajo, fue (un hombre) muy preparado, con una capacidad de reflexión asombrosa. Cuántos años regalándonos la misa dominical a través de la televisión, no dejamos de encomendarlo al Señor y agradecerle por el servicio del padre Hesiquio que verdaderamente ocupo un liderazgo en nuestra Diócesis”, expresó el sacerdote del santuario de San Lorenzo.

Mientras que el obispo dijo que siempre fue un ejemplo de la vida cristiana por el servicio que realizó como sacerdote, y el apoyo que siempre le brindó a su comunidad.

“Nuestro hermano Hesiquio desde su bautismo vivió esa comunión con Dios, desde la familia allá donde nació en Matachí, después en los distintos lugares como seminaristas, como presbítero en sus estudios en el seminario y todo su ministerio", dijo el obispo durante la misa que se celebró ayer en la Parroquia El Señor de la Misericordia.

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

close
search