Juárez

Desdeñan estudio de mastografía

De 400 mujeres que deben acudir al IMSS cada mes, sólo va la mitad

Alejandro Vargas
El Diario
martes, 05 marzo 2019 | 06:00

De 400 mujeres que deben acudir al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) mensualmente a realizarse estudios para detectar a tiempo cáncer de mama, sólo el 50 por ciento acude, indicó César Humberto Neave Valenzuela, director del Hospital General Número 6 del Seguro Social. 

El médico precisó que las féminas que acuden a destiempo provocan gastos al IMSS de hasta 300 mil pesos cada una en radioterapias, quimioterapias y cirugías, o de medio millón cuando se complican.

“Tenemos el control de cáncer de mama. Este mes de febrero metimos al programa de Prevención Control y Tratamiento a 10 mujeres con cáncer de mama detectadas, y es fuera de lo común. Es importante que la labor de Medicina Preventiva de primer nivel nos mande más pacientes”, precisó.

Ante lo anterior Neave Valenzuela hizo una invitación a las mujeres para que acudan a realizarse a tiempo su mastografía para evitar que los problemas de salud puedan agravarse. 

“Yo tengo un universo de 400 por mes, y nomás acuden 200. Es importante que acudan para que puedan realizarse el tratamiento a tiempo. Son como 3 mil 700 mujeres pendientes para mastografía. De esas, las que acuden, las pocas que acuden, llegan en etapas avanzadas”, comentó.   

Temor, ignorancia o vergüenza son algunas de las causas que, según el médico, provocan que las mujeres acudan tarde a realizarse los estudios referidos.

“Este hospital (el 6 del IMSS) es de los pioneros en el manejo de oncología a nivel estatal. Es un hospital con una experiencia enorme en temas oncológicos, y ha estado a la vanguardia sacando a Juárez en temas de cáncer pero en el primer nivel, que es lo que nos inyecta a segundo nivel, los pacientes no acuden a checarse o acuden cuando están muy enfermos”, dijo.

Una mastografía a destiempo puede, además de agravar la situación médica de los pacientes, traer problemas a nivel familiar, tales como desintegración, depresión o incluso el suicidio, ya que recalcó que “el eje de la familia es y seguirá siendo la mujer”.  


[email protected]