Consterna tragedia a alumnos y maestros

Recuerdan a las dos hermanas mayores como dedicadas al estudio; la menor ingresaría a preescolar ayer

Staff
El Diario de Juárez
martes, 27 agosto 2019 | 06:00
|

Ciudad Juárez— Como la más inteligente de su salón, una niña que constantemente participaba en concursos y de carácter tranquilo, es como uno de sus compañeros del colegio, recuerda a Sherlyn Sánchez Gordillo, de 14 años de edad, quien junto con sus dos hermanas  fue asesinada a balazos la madrugada del pasado domingo.

Su hermana Lindsay, de 13 años, graduada de sexto de primaria en el ciclo escolar pasado, ingresaría a primero de secundaria, y también es recordada por el personal de la escuela como una niña muy aplicada, por lo cual se encuentran consternados ante el hecho.

La menor de las tres, Arlette, de 4 años de edad, ayer lunes ingresaría a preescolar, en el mismo colegio.

En el colegio Kawabata el ciclo escolar inició de una manera trágica, en el interior hubo llanto y consternación por parte de alumnos y maestros que conocían desde pequeñas a las niñas Sánchez Gordillo. 

El tema se mantuvo con hermetismo ante los padres de familia, que prefirieron no hablar del tema por seguridad de los menores, sin embargo trascendió que los docentes se encuentran muy afectados por el hecho.

“Era la más inteligente del salón, me tocó trabajar con ella en equipo y tenía mucha paciencia para los que no hacían mucho caso, era muy comprensiva, muy responsable, competía en muchos concursos, era muy buena onda, porque era seria, pero cuando salía sí convivía con los demás”, mencionó uno de sus compañeros.

Sherlyn habría iniciado ayer lunes el tercer grado de secundaria.