Juárez

Concientiza sobre el autoconsumo de alimentos orgánicos

El agricultor Irving Prieto ofreció un taller sobre agricultura y ecología

Javier Olmos
El Diario de Juárez

domingo, 13 septiembre 2020 | 13:04

Cada vez hay mayor interés de los juarenses por el autoconsumo de alimentos orgánicos que se producen en casa, a decir del biólogo y agricultor urbano fronterizo Irving Prieto, quien ofreció ayer un taller sobre agricultura urbana y ecológica. 

En el Huerto Orgánico, una granja de mil metros cuadrados ubicada en la zona desértica de ‘Los Kilómetros’ en el surponiente de Ciudad Juárez, una veintena de personas vivieron de cerca la experiencia de aprender a cultivar vegetales en el desierto.

“Se trata de concientizar, adecuar a las personas el interés de una alimentación más saludable, más orgánica que se base en los principios de la vida”, afirmó Prieto, quien forma parte de la cooperativa Border Sustainable Living, que en sus palabras significa vida sostenible en el desierto.

En la tercera visita técnica al huerto, los participantes recibieron información acerca de la filosofía e introducción de la agricultura orgánica y luego realizaron un recorrido por los distintos escenarios de la cadena de producción que tiene la granja.

“Les enseñamos cómo usar un motocultor y también a hacerlo de manera manual, cómo preparar la tierra”, mencionó. 

“Básicamente vimos cómo sembrar en esta área, en el desierto, vegetales orgánicos. Invitamos a la gente de la ciudad y de diferentes puntos a que vinieran a conocer cómo lo hacemos nosotros. Fue un intercambio de conocimientos”, explicó.

Dijo que, durante la visita, conocieron el invernadero que se hizo con material reciclado, se les enseñó la estructura del espacio, las diferentes semillas y cómo sembrarlas.

En el recorrido por el huerto analizaron la rotación de los cultivos de temporada.

Actualmente en el espacio se siembra chile morrón, tomatillo, tomate cherry, elote, calabaza italiana y frijol peruano.

Concluyeron con una actividad en la que, con arcilla y semillas, se llevaron a casa una milpa para sembrar de tres semillas extranjeras: el elote amarillo, calabaza italiana y el frijol peruano.

“La finalidad es difundir, que empiecen a conocer. Concientizar, adecuar a las personas el interés de una alimentación más saludable, más orgánica, que se base en los principios de la vida, en el trato del suelo, verlo cómo un ente vivo, un suelo vivo, genera cosas vivas”, afirmó.

El proyecto del Huerto Orgánico involucra un área de agricultura en suelo, que es el huerto, además de otros dos sistemas en los que se trabaja, de acuaponía e hidroponía. 

“Lo que tenemos es un área de agricultura orgánica libre de químicos y de tóxicos, o de veneno como los agroquímicos, y a su vez nos dimos el desafío de volver vivo un lugar desértico, volver productivo algo que para la lógica es improductivo; transformar un lugar seco y hacerlo verde, orgánico, que da buen alimento y además empleo”, relata.

Esto porque la zona, además de seca, al situarse en las orillas de la ciudad, no cuenta con servicios de agua potable. Por lo que se abastecen del líquido que se reparte en pipas.

El biólogo graduado de la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez defiende las bondades de la agricultura orgánica, comparada con la agricultura industrial que se produce en función del petróleo.

“Para que tengas una idea, todo el alimento de hoy en día, todo lo que contempla la cadena de valor de la producción de agricultura convencional, la que hoy existe, se basa en una cadena de gasto energético petrolero”, explica.

“Y nosotros, para empezar, en la agricultura orgánica no usamos fuentes de petróleo; es decir, en la agricultura industrial tienes un desgaste energético cuantificable; que es si tú inviertes una caloría para producción en la agricultura industrial, pasa por un desgaste energético de al menos cuatro calorías, más los gastos ambientales”.

“Aquí todo lo maximizamos, al interior de la finca se obtiene el estiércol en el banco cercano, y de ahí parte la energía que contiene el alimento. El alimento industrial carece de la energía que le das cuando respetas el suelo donde se encuentran todos los componentes de la vida; todos estos componentes que ayudan en el suelo liberan toda esta energía”.