Juárez

Casa de Riberas, sede de dos multihomicidios

En un mes y medio ha habido seis personas muertas y tres lesionadas de gravedad

Staff / El Diario de Juárez / Se ubica en Rivera de Boboli número 556, en la etapa 5

Staff
El Diario de Juárez

jueves, 08 abril 2021 | 06:00

Ciudad Juárez— La casa marcada con el número 556 de la calle Rivera de Boboli, en Riberas del Bravo etapa 5, ha sido escenario de dos multihomicidios en un mes y medio, los cuales han dejado seis personas muertas y tres lesionadas de gravedad, así como pánico entre los vecinos, quienes señalan ese domicilio como un foco rojo ante la indiferencia de las autoridades.

“Ya van dos veces que matan muchos cabrones ahí (sic) y las dos veces, a las dos horas de que se van las patrullas otra vez están ahí los que venden cristal, es un abrevadero de malandros ahí”, dijo uno de los vecinos de quien se omite su nombre.

El martes cuatro personas que se encontraban en el inmueble fueron acribilladas, dos murieron en el lugar y dos fueron trasladas en código rojo a recibir atención médica.

El pasado 23 de febrero cuatro personas fueron asesinadas a balazos y una más resultó lesionada; entre las víctimas mortales estaba “Gaby”, de 27 años de edad, quien vivía en ese lugar junto con su pareja sentimental y sus hijos de seis, ocho y 12 años.

“Ya van dos veces con esto y la culpa la tiene el que era esposo de Gaby porque él es el que metió a esos otros muchachos ahí, a los que mataron ayer, de él es la casa”, comentó otra habitante de la misma calle de quien se omite su nombre por seguridad.

Mencionó que incluso, el hecho de violento de ayer ocurrió a mediodía y por la noche las mismas personas que frecuentan ese lugar ya estaban adentro otra vez sacando los muebles.

Los vecinos mencionaron que desde la primera masacre tienen temor de salir a la calle y que después de este segundo hecho, el pánico es aún mayor.

“Nos sentimos muy mal, a veces viene uno de trabajar y tiene miedo de que le pase algo, desde la primera vez que pasó eso yo ya no dejo salir a mis niños, los tengo encerrados en la reja”, agregó.

Otro habitante compartió esa misma postura y destacó que buscará ponerse de acuerdo con los vecinos para exigir a las autoridades que tomen cartas en el asunto para que puedan recuperar la tranquilidad.

“Los chavos están encerrados, imagínese, al rato una bala perdida o algo, siempre ha sido un desmadre esa casa”, comentó.

A unas cuantas viviendas, uno de los vecinos también señaló que las unidades policiacas no se observan realizando patrullajes en el lugar y sólo llegan cuando se reportan hechos violentos. 

redaccion@redaccion.diario.com.mx