Juárez

Caminará aquí por veteranos deportados

Exmilitar de EU pide al Gobierno de Biden que les permita regresar a su país

Hérika Martínez Prado
El Diario de Juárez

lunes, 19 julio 2021 | 06:00

Cortesía | Ramón Castro durante su paso por Nuevo México

Ciudad Juárez— El veterano de guerra estadounidense Ramón Castro, quien camina a lo largo de toda la frontera entre México y Estados Unidos para pedir al Gobierno de Joe Biden que les permita a los veteranos deportados regresar a su país, estará hoy en Ciudad Juárez. 

Castro, quien sirvió en el Cuerpo de Marines ocho años y estuvo en Kuwait durante la Operación Libertad Iraquí, salió la mañana del 28 de junio desde el Parque de la Amistad, en San Ysidro, California, y busca llegar cerca de Brownsville, Texas, en una caminata de 3 mil kilómetros. 

De acuerdo con Iván Ocón, cofundador de la Casa de Apoyo a Veteranos Deportados Juárez, también conocida como ”Búnker Juárez”, el estadounidense llegó ayer a El Paso, en donde participó en un evento durante la tarde para continuar caminando hoy por la frontera.

El propio Ocón lo acompañará en la caminata por las fronteras entre Ciudad Juárez con Sunland Park y El Paso.

“Él caminará de lado de Estados Unidos y mi primo y yo caminaremos de lado de Ciudad Juárez, hasta El Chamizal, no sé cuánto tiempo nos vayamos a tardar”, dijo el juarense de 44 años de edad.

Ocón cruzó de niño la frontera con su mamá, quien buscaba una mejor vida para ambos, y ya siendo residente de Estados Unidos, a los 19 años decidió ingresar al ejército para defender el país en el que vivía, por lo que en 2003 fue asignado a cuidar la frontera de Irak en Jordania, durante la Operation Iraqi Freedom u Operación Libertad Iraquí. Sin embargo, en 2016 fue deportado a Ciudad Juárez.

Castro cruzará a esta ciudad por el puente internacional Córdova-Américas, en donde lo esperarán Ocón y Francisco López Moreno, director y fundador de la agrupación que suma 24 veteranos deportados en Juárez.

Después de ir a Vietnam, el veterano originario de Torreón, Coahuila fue deportado en 2003 por Ciudad Juárez, en donde continúa a la espera de que el Gobierno de Joe Biden les permita regresar al país por el que estuvieron dispuestos a dar la vida.

Con su caminata, Castro busca convencer al Gobierno estadounidense de permitirles a los veteranos deportados regresar a su país y obtener todos los beneficios que perdieron al ser enviados a México, como es el servicio médico. 

Hace unos días, en un anuncio en conjunto, el secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, y el secretario de Asuntos de los Veteranos, Denis McDonough, prometieron hacer una revisión de la política para ayudar a los veteranos deportados y a sus familiares a regresar a Estados Unidos. 

Los funcionarios dijeron que apoyarán a los veteranos deportados para que obtengan sus beneficios y eliminar las barreras para que los militares se naturalicen, y crear un centro de recursos de inmigración para los miembros del servicio y sus familias.

hmartinez@redaccion.diario.com.mx

close
search