Juárez

Animadores de Bravos llevan alegría a niños migrantes mexicanos

Repartieron juguetes y donas a los cerca de 30 menores que acampan junto al puente internacional Paso del Norte

Omar Morales, El Diario
Omar Morales, El Diario
Omar Morales, El Diario
Omar Morales, El Diario
Omar Morales, El Diario
Omar Morales, El Diario
Omar Morales, El Diario

Hérika Martínez Prado
El Diario de Juárez

miércoles, 25 diciembre 2019 | 15:27

Ciudad Juárez.- Con donas, juguetes y la bandera del FC Juárez, Santa Claus sorprendió esta mañana a los niños migrantes mexicanos que acampan junto al puente internacional Paso del Norte en busca del asilo político en Estados Unidos, con el propósito de regalarles “una Navidad diferente en la frontera”. 

Francisco Almodóvar, integrante de El Kartel, el grupo de animación de los Bravos, cambió esta vez la playera de su equipo, para ponerse el traje rojo y las barbas blancas de Santa Claus, y repartirles juguetes a los cerca de 30 menores que esperan desde hace hasta dos meses cruzar la frontera junto a sus padres.

“Unos carritos”, dijo emocionado Alfredito, un pequeño de tres años, originario de Michoacán, al recibir el regalo del hombre de barbas blancas a quien corrió a abrazar junto a su padre, mientras su mamá y sus dos hermanos de uno y seis años esperan en un albergue de la ciudad.

“Qué bueno que les nace regalar regalos, esta Navidad él no había recibido regalos”, narró el padre del pequeño quien aseguró que la violencia y la falta de empleo en Michoacán los obligaron salir de su hogar en busca de una mejor calidad de vida en el vecino país, además de que su hija mayor sufre ataques epilépticos. 

Toda la familia pasó ayer NocheBuena en un albergue, para proteger a sus hijos del frío, pero hoy él y Alfredito regresaron a cuidar su lugar, dijo el hombre quien lamentó que esta es la primera Navidad lejos de su casa, pero celebró que estén reunidos en familia.

“Es algo muy bonito ayudar. Nosotros venimos a ayudar más a los niños, para que tengan una Navidad Feliz”, destacó Almodóvar, un juarense jubilado quien desde hace 10 años se viste de Santa Claus con su familia, pero esta vez decidió hacerlo como un regalo para los menores migrantes.

José Javier Molinar, representante de El Kartel, explicó que durante todo diciembre se organizaron para reunir los juguetes que entregaron esta Navidad, en el evento que llamaron “una Navidad diferente en la frontera”. 

“Mucha de la gente que vivimos por acá nos topamos con este caso, y la gente de Juárez ante estos casos hacemos algo, y (los regalos) salieron pues de la mayoría de la banda, mucha gente humilde también de nuestros barrios se puso las pilas”, destacó.

Un grupo representante de los 400 miembros activos de la porra, que en el Estadio Olímpico Benito Juárez llegan a sumar hasta 800 personas, llegaron con donas, piñatas y juguetes hasta el campamento de connacionales.

“Ciudad Juárez es una ciudad donde acogemos mucho a gente que viene de otras partes, por eso somos una ciudad diferente, porque aquí en verdad se apoya, se trata de sobresalir, y aquí no les va a falta run plato de comida nunca” destacó el aficionado de los Bravos, quien pidió a la comunidad tolerancia hacia los migrantes.  

De acuerdo con el director de Derechos Humanos del Municipio, Rogelio Pinal, aproximadamente 400 connacionales, entre ellos más de 200 menores de edad, pasan esta Navidad junto a los puentes internacionales de Ciudad Juárez.

Se trata de connacionales principalmente de Michoacán, Zacatecas y Guerrero, quienes aseguran estar huyendo de la violencia en sus lugares de origen, provocada por los cárteles de la droga, en la mayoría de los casos.