Juárez

Alegran a niños migrantes

Llevan piñatas, dulces y diversión a los albergues municipales

Hérika Martínez Prado / El Diario de Juárez / También hubo fiesta en la Casa del Migrante

Hérika Martínez Prado
El Diario de Juárez

sábado, 01 mayo 2021 | 06:00

Ciudad Juárez— Con piñatas, dulces, música, pastel e incluso vestidos de princesas y superhéroes, cerca de 200 niños migrantes celebraron ayer el Día del Niño en el gimnasio municipal ‘Kiki’ Romero y la Casa del Migrante de Ciudad Juárez. 

De acuerdo con las autoridades locales, desde el 11 de marzo pasado todos los días cerca de 50 menores son expulsados junto a sus padres de Estados Unidos a esta frontera bajo el Título 42, a donde llegan después de semanas e incluso meses de haber dejado su lugar de origen, deshidratados, sin ropa y muchas veces con afectaciones físicas y emocionales. 

Pero ayer fue un día diferente tanto para 138 menores, que acababan de llegar a la ciudad y se encuentran en el gimnasio municipal que fue habilitado como albergue temporal filtro, como para 56 menores que esperan desde hace hasta nueve meses una oportunidad de asilo político en la Casa del Migrante. 

“Tenemos 138 niños y niñas, principalmente oscilan entre los dos y seis años. La mayoría, el 70 u 80 por ciento, vienen enfermos, con gripa, tos, muchos de ellos con vómito porque no comieron allá (en el centro de procesamiento de Estados Unidos), se deshidratan mucho los niños y eso es lo que se nos complica”, informó Rogelio Pinal Castellanos, coordinador del albergue y director de Derechos Humanos del Municipio. 

Después de siete días de permanecer en el ‘Kiki’ Romero, el 30 por ciento son canalizados al Centro de Atención a Migrantes Leona Vicario debido a que buscan más tiempo en un albergue o porque quieren esperar algún anuncio de Estados Unidos; otros regresan a su país o algunos salen para volver a internar cruzar la frontera, ya que al menos seis personas han ingresado dos veces al albergue, informó Pinal Castellanos.

Ayer, 274 migrantes de todas las edades disfrutaron de la celebración para las niñas y niños organizada por la Secretaria de Seguridad Pública Municipal (SSPM), Centros Comunitarios y la Dirección de Educación, en que les dieron dulces, pastel y cantaron y jugaron con padres e hijos. 

En la Casa del Migrante, 56 menores más disfrutaron del Día del Niño gracias a sus “ángeles de amor”, como ellos mismos bautizaron a una familia de Zacatecas que les donó pasteles, dulces, juguetes, refrescos, piñatas y todo lo necesario para que pudieran comer hamburguesas. 

La propia psicóloga les pintó ayer la cara de superhéroes a los niños, mientras que las niñas se vistieron de princesas para jugar en el bricabrinca, pegarle a la piñata y comer pastel. “Como vienen sin nada, al momento en que les regalan un juguete hacen todo lo posible por no perderlo, por eso jugar y trabajar con ellos de manera individual y grupal les enseña de valores, respeto y que hay que compartir. También aprenden que todos somos iguales en el albergue, pese a la diversidad”, apuntó. 

Ivonne López de Lara, coordinadora del Centro de Derechos Humanos de la Casa del Migrante, agradeció a la maquiladora Sonoco que les llevó juguetes, así como a la familia, originaria de Zacatecas, pero que desde hace años vive en Juárez, que por segundo año consecutivo donó todo lo necesario para regalarles a los menores un feliz Día del Niño.