Juárez

Acaba fuego con su patrimonio

Un cortocircuito provocó el siniestro en la casa de María del Carmen, quien espera levantar su hogar de las cenizas

Carlos Sánchez / El Diario de Juárez / Sólo queda el espacio vacío donde estaban los cuartos

Luis Carlos Cano
El Diario de Juárez

miércoles, 28 abril 2021 | 06:00

Ciudad Juárez— La señora María del Carmen Rodríguez dice estar agradecida con Dios, pues a pesar de que el fuego destruyó cuatro habitaciones de su casa, a sus parientes que las ocupaban no les pasó nada y lograron salir antes de que el siniestro dejara todo convertido en cenizas.

Sin embargo, su situación económica es precaria y ahora, junto con su hermano y primo que habitaban esos cuartos, busca la forma de conseguir el material de construcción para levantar de nuevo esa parte de la vivienda y también para ayudar a sus vecinos, ya que el incendio les destruyó parte del techo de la casa.

Los cuatro cuartos construidos de madera y cartón estaban separados del resto de la casa, que sí está hecha de material sólido. María del Carmen comenta que jamás pensó que algo malo pasara en esas habitaciones, menos un incendio, pero éste ocurrió luego de un cortocircuito que acabó con parte de su patrimonio.

Fue el sábado alrededor de la medianoche cuando uno de los niños de la familia se percató de que de los cuartos salía lumbre y humo, por lo que empezaron a gritar con fuerza para que salieran sus familiares, al tiempo que agarraba la manguera y abría la llave esperando con ello detener el fuego; lo mismo hicieron los vecinos de al lado y los de la calle, que con cubetas y mangueras trataban de ayudar.

Necesitan materiales para reconstruir su casa

Mientras algunos le echaban agua al lugar del incendio, otros mojaban la casa de enseguida, la de la familia Escobedo Chavarría, para evitar que el fuego se propagara, pero sólo lo lograron en parte, ya que el techo del baño, y de dos cuartos, se quemó antes de que detuvieran el avance de las llamas.

“Cuando llegaron los bomberos las llamas ya cubrían todo… fue imposible que lo controlaran antes de que se quemara todo: los cuartos, los muebles, la ropa, papeles y cuanto tenían mi hermano, mi primo y mi cuñada, quienes dormían en estos cuartos”, dice María del Carmen, quien con pesar muestra los montones de ceniza y tierra que quedaron como muestra del siniestro.

Para llegar hasta su casa se recorre una buena distancia si se sale del Centro o el norte de la ciudad; está situada en la calle Ecatepec, en la colonia Adolfo López Mateos, en las faldas de la Sierra de Juárez. De ahí se ve el tamaño real de las letras que dicen “Ciudad Juárez, la Biblia es la verdad léela”.

Con las desgracias, comenta María, también llegan las bendiciones, ya que unos vecinos les regalaron 150 bloques de cemento y unas vigas, que aunque ya son de segundo uso, pueden servir para construir de nuevo los cuartos, ahora de material más resistente que la madera y el cartón.

“Son muchos más los materiales que necesitamos para levantar de nuevo los cuartos, al menos dos, pero más grandes y de block o adobe. Ya no los haremos de madera, es peligroso y mejor nos esperaremos a juntar el material que se necesita para eso”, explica.

Asimismo, espera que la comunidad juarense se solidarice con ellos y les ayuden con materiales para construir de nuevo esas habitaciones que destruyó el fuego, y pone a disposición su número de teléfono para que la contacten, 656-837-4009.

Los vecinos, la familia Escobedo Chavarría, también espera que alguien les ayude para poner el techo que les afectó el incendio, pues ellos no tienen ahora los recursos económicos para esta tarea que esperan poder llevar a cabo en breve tiempo.

La señora María de Jesús, la vecina de María del Carmen, comenta que recibieron la ayuda de muchos vecinos para tratar de sofocar el incendio, pero aun así el techo de su casa resultó afectado en parte, sobre todo el baño, que es la habitación que colinda con la vivienda que destruyó el incendio.

“Esperamos que ellos puedan construir sus cuartos de nuevo y nos ayuden a dejar el techo de nuestra casa en buenas condiciones, porque nosotros no tenemos dinero para hacerlo ahora; ojalá que tengamos ayuda para eso”, agrega.

Las personas que quieran ayudarle a María de Jesús en las reparaciones de su casa le pueden llamar al número de teléfono 656-253-4825. (Luis Carlos Cano C. / El Diario)