Juárez

Abuso fue pura fantasía, dice abogado de Aristeo

Pidió a los jueces orales que declaren la inocencia del párroco

Omar Morales
El Diario de Juárez

Mayra González
El Diario de Juárez

lunes, 22 febrero 2021 | 12:36

Durante sus alegatos de clausura, el abogado defensor del sacerdote Aristeo B.B., Maclovio Murillo calificó como inverosímiles las declaraciones de la menor que lo acusa de violación y abuso sexual y de sus padres, además de que señaló que la imputación que le realiza la agente del Ministerio Público no cumple con los estándares de congruencia.

Aseguró que el lenguaje de la menor no coincide con una niña de su edad por lo que tuvo el tiempo suficiente para ser aleccionada por las agrupaciones que la apoyan.

Dijo que la menor declaró que cuando fue llevada a revisión a la clínica Santa María expuso a su madre que le dolía la vagina, mientras que su madre declaró que le mencionó que le dolía la parte baja del estómago.

Al sumar esto con la actitud que dicen que tuvo la menor al negarse a servir como monaguilla, usar doble pantalón y que menciona que Aristeo le ponía seguro a la puerta hubieran sido elementos suficientes para que cualquier padre sospechara que algo malo ocurría, sin embargo no lo hicieron no por falta de inteligencia sino porque no ocurrió, sostuvo el abogado.

Destacó además que uno de los abusos que refiere la menor, ocurrido cuando vieron una película, la declaración de cada uno de los padres y de la menor son diferentes, al describir cómo estaban acomodados, además que la cobija con la que dicen que Aristeo se cubrió las piernas no es elemento suficiente para no observar él manipuleo de manos.

Calificó además de inverosímil el que le realizara los tocamientos todos los domingos antes de las misas cuando iba a realizar a realizar el sacramento sin lavarse las manos, lo cual hubiera sido antihigiénico.

“Quienes tienen esa proclividad lo hacen en lo oculto”, destacó el litigante.

En cuanto a la lesión que la perito mostró que presenta la menor, dijo que el testigo experto declaró que puede ser congénita y que para determinar si es congénita o por penetración se requieren otros estudios que no se le realizaron.