PUBLICIDAD

Juárez

En el San Rafael

A la ‘fosa común’, más de 2 mil en 17 años

El lunes fueron sepultados restos de 55 personas que no fueron reclamadas

Luz del Carmen Sosa / El Diario de Juárez

miércoles, 15 junio 2022 | 06:00

Cortesía | Un grupo de Servicios Periciales carga uno de los ataúdes Cortesía | Los cajones donde son depositados los cuerpos

PUBLICIDAD

Ciudad Juárez.— Bajo la tierra reseca del panteón municipal San Rafael, situado a la entrada de esta árida ciudad fronteriza, 2 mil 575 cadáveres de personas desconocidas están sepultados; los restos han sido inhumados en los últimos 17 años. Además, 25 personas ya fueron identificadas por familiares que declinaron exhumar los cuerpos y sólo colocaron una cruz con el nombre de su ser querido, para honrar su memoria. 

Todos estos cuerpos fueron parte de un proceso de inhumación masiva tras permanecer meses, y hasta años, en las salas de refrigeración de la Dirección de Servicios Periciales con sede en Ciudad Juárez, informó la Fiscalía General del Estado.

PUBLICIDAD

Desde el año 2006, fecha del primer registro, la Dirección de Servicios Periciales Juárez (DSP) ha inhumado un total de 2 mil 600 cuerpos sin identificar y/o sin reclamar. De esos cadáveres, 25 fueron identificados y no fueron reclamados, por lo que se cuenta con 2 mil 575 cuerpos individualizados por medio de perfiles biométricos. 

“La totalidad de los cuerpos inhumados se encuentran en el panteón de San Rafael, ubicado al sur de Ciudad Juárez”, se dio a conocer.

Respecto a los protocolos seguidos para proceder a la inhumación de los restos humanos, se informó que cada cadáver tiene un registro antropológico, dental, dactilar y genético del cuerpo, para posteriormente ingresarlo a una base de datos con el fin de buscar posibles coincidencias. 

En caso de resultar negativo, los registros se quedan guardados en una base de datos general que sirve para efectuar cotejos en cualquier momento, sobre todo en los casos en los que el Ministerio Público obtenga suficiente información que permita realizar una confronta que permita la identificación del individuo por medio de los datos biométricos.

Últimos entierros 

La última inhumación masiva fue realizada este lunes en el cementerio municipal, cuando 55 cuerpos fueron depositados en féretros de madera dentro de fosas realizadas en hilera, en el área conocida como “fosa común”, cuatro de los cadáveres correspondían al género femenino, dio a conocer la institución.

La FGE explicó que cuarenta y nueve de las personas fallecieron por causas naturales, ya sea en hospitales o vía pública, cuatro más que murieron por Covid-19 y otros dos fueron asesinadas e ingresaron al Servicio Médico Forense en calidad de desconocidas o no fueron reclamadas por sus seres queridos.

De los 55 cadáveres de personas desconocidas, cuatro corresponden al género femenino, informó la Fiscalía.

El proceso de inhumación masiva correspondió a la Dirección de Servicios Periciales y Ciencias Forenses con sede en Ciudad Juárez, que realizó la gestión ante el Ministerio Público, autoridades sanitarias y de salud, para dar cumplimiento las leyes y reglamentos.

Esta primera inhumación masiva del año permitirá desfogar las salas de refrigeración del Servicio Médico Forense, donde aún preservan cadáveres que no han sido plenamente identificados. 

“Como parte de los protocolos, la FGE cuenta con suficientes datos médicos, fotográficos, antropológicos, odontológicos, genéticos y dactilares, que permiten establecer la identidad forense de cada cuerpo, en caso de una futura reclamación”, se informó. 

2 mil 575

Sin reclamar

25 identificados  

2 mil 600

Total de cuerpos

* Cada cadáver tiene un registro antropológico, dental, dactilar y genético para posteriormente ingresarlo a una base de datos con el fin de buscar posibles coincidencias

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

close
search