Desespera a vecinos reposición de colector

Deben soportar tráfico, pérdida de tiempo y ruido durante el día

Verónica Domínguez/
El Diario
jueves, 24 enero 2019 | 06:00

Ciudad Juárez- Molestias entre los moradores del fraccionamiento Fovissste Chamizal y los estudiantes del Instituto de Ciencias Biomédica (ICB) ha causado la reposición del colector Zempoala, ubicado en la avenida Hermanos Escobar.

Desde el 28 de octubre las reparaciones han provocado que los vecinos y los estudiantes deban soportar el tráfico, pérdida de tiempo y el ruido durante el día por los trabajos de la reposición.

“Ya tenemos mucho tiempo soportando el ruido y está lleno de automóviles en este fraccionamiento”, externó un vecino.

Alejandra Romero es otra de las moradoras afectadas por el retraso de la reposición del colector, porque ella debe llevar a sus hijos a la escuela, regresar a su domicilio y después irse a trabajar.

Romero dijo que en cuatro ocasiones dejó a sus hijos con su madre, para poder llegar temprano al lugar donde labora.

“Estamos ya bastante cansados, porque la avenida Hermanos Escobar es una de las principales, tienes que ir a rodear”, comentó Romero. (Verónica Domínguez)


Llegan estudiantes tarde a sus clases

Mauricio es estudiante de la carrera de Medicina en ICB y vive en la colonia Hidalgo; él toma el servicio de transporte público, por lo que en estos últimos meses le ha sido más difícil llegar a sus clases porque tiene que rodear hasta la zona Pronaf.

Agregó que le ha costado 20 minutos de su tiempo llegar a la institución y se ha retrasado en arribar a sus las clases por el cierre de la avenida.

“Es más molesto, cuando la gente trae vehículo porque tiene que dar la vuelta por la avenida Plutarco Elías Calles hasta el Malecón para poder llegar a la López Mateos, en vez de arribar por la Plutarco”, manifestó el entrevistado.

“Es molesto tener que levantarte más temprano, llegar más temprano, porque yo ando corriendo todos los días para llegar a la escuela y a mi trabajo, tengo el tiempo contado”, refirió Ana Carrera, estudiante de la institución.

La Junta Municipal de Agua y Saneamiento (JMAS), que está a cargo de la obra, confirmó hace dos días que se decidió cerrar de manera indefinida un tramo en esa calle desde López Mateos hasta Estocolmo.

A través de Corazón Díaz, vocera de la JMAS, se informó que el tiempo de cierre depende del contratista de la obra, porque “no tienen un tiempo definido”. (Verónica Domínguez / El Diario)


[email protected]