PUBLICIDAD

Internacional

Vida cotidiana en Moscú no ha cambiado pese a guerra en Ucrania

Los habitantes tiene los recursos financieros para soportar aumentos de precios significativos y casi no se habla del conflicto armado en el vecino país

The New York Times

martes, 06 septiembre 2022 | 09:19

The New York Times

PUBLICIDAD

Moscú.- En una noche reciente en la Plaza Roja, un cuerpo de paracaidistas de élite vestidos de camuflaje realizó una danza similar a una batalla con pirotecnia. Un artista egipcio vestido como un faraón viajaba de un lado a otro en un carro que empuñaba un ankh, el antiguo símbolo egipcio de la vida, mientras una banda tocaba "Katyusha", una canción de guerra patriótica de la era soviética.

Nataliya Nikonova, de 44 años, fue una de los miles de espectadores que vitoreaban desde las gradas en un festival que celebraba a los militares de Rusia y naciones amigas como Bielorrusia, India y Venezuela.

PUBLICIDAD

“¡Estaba tan emocionada que casi perdí la voz!”, dijo ella.

El ejército de Rusia ahora está librando una guerra lenta que ha dejado decenas de miles de muertos y ha contribuido a la inflación global y al aumento de los precios de la energía.

Pero Nikonova dijo que no había experimentado muchas interrupciones en su vida en los últimos seis meses.

“Nada ha cambiado realmente”, dijo. “Claro, los precios subieron, pero podemos soportar eso”.

Muy poco sobre la vida cotidiana parece haber cambiado en Moscú, donde la gente tiene los recursos financieros para soportar aumentos de precios significativos, a diferencia de gran parte del resto del país. GUM, el centro comercial de lujo junto a la Plaza Roja, está lleno de compradores, aunque muchas tiendas occidentales como Prada, Gucci y Christian Dior están cerradas, así que los restaurantes y teatros hacen negocios prósperos. Las carreteras de Moscú todavía están llenas de autos de lujo como Lamborghinis y Porsches.

“Algunas tiendas cerraron debido a las sanciones, lo cual es frustrante, pero no tan malo”, dijo Yuliya, de 18 años, recién graduada de la escuela secundaria que estaba sentada en un banco en Gorky Park, donde los moscovitas toman el sol, bailan y patinan. Ella y sus amigos dijeron que realmente no piensan en los combates en Ucrania con tanta frecuencia.

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

close
search