Va GB tras autor de filtraciones de dichos contra Gobierno de Trump

El embajador de Reino Unido en Washington describió a la actual Administración de EU como 'disfuncional' e 'inepto'

Associated Press
lunes, 08 julio 2019 | 06:43
Associated Press |

Londres— El gobierno británico estaba a la caza el lunes del responsable de una filtración de cables diplomáticos del embajador de Gran Bretaña en Washington en los que describe al gobierno del presidente estadounidense Donald Trump como "disfuncional" e "inepto".

Las autoridades británicas estaban avergonzadas por la publicación de la evaluación poco halagadora del embajador Kim Darroch, pero estaban más alarmadas de que una información confidencial haya sido filtrada, posiblemente para fines políticos.

Creen que el informante está entre funcionarios o políticos británicos, en lugar que en el extranjero.

"No he visto nada que insinúe que agentes hostiles y estatales estuvieron involucrados", dijo James Slack, portavoz de la primera ministra Theresa May.

Slack señaló que May tenía plena confianza en Darroch, un diplomático británico de larga trayectoria, aunque no estaba de acuerdo con su descripción del gobierno de Trump.

El portavoz dijo que los embajadores fueron contratados para proporcionar ``evaluaciones honestas y sin adornos" de la política en los países en los que se encuentran, sin embargo, no refleja necesariamente la postura del gobierno británico.

En los cables filtrados, publicados por el diario Mail en la edición dominical, Darroch dice que la política del gobierno de Trump en relación con Irán es ``incoherente y caótica" y que dudaba de que la Casa Blanca "será competente" en algún momento.

"No creemos que el gobierno vaya a convertirse de manera sustancial en algo más normal, menos disfuncional, menos impredecible, menos dividido y menos torpe e inepto diplomáticamente", se leyó en una misiva.

Los cables abarcan un periodo que va desde 2017 hasta hace unas semanas.

Luego de que se publicaron los cables, Trump dijo que el embajador "no ha servido bien a Gran Bretaña, eso puedo decirles".

"No somos grandes fanáticos de ese hombre", señaló el mandatario.