Internacional

Preocupan al mundo nuevas medidas estrictas de Asia contra el Covid-19

China, Hong Kong, Singapur y otros lugares, que parecen tener la epidemia bajo control han endurecido sus medidas para evitar un repunte de la enfermedad

The New York Times

The New York Times

martes, 31 marzo 2020 | 14:09

Después de un aumento en los casos de coronavirus vinculados a viajeros internacionales, China, Hong Kong, Singapur y otros lugares, que parecían tener la epidemia bajo control, han impuesto medidas más estrictas.

En China, los vuelos internacionales se han reducido tanto que los estudiantes en el extranjero se preguntan cuándo podrán volver a casa. En Singapur, los ciudadanos que regresaron recientemente deben compartir los datos de ubicación de sus teléfonos con las autoridades todos los días para demostrar que se adhieren a las cuarentenas ordenadas por el gobierno.

En Taiwán, un hombre que había viajado al sudeste asiático recibió una multa de 33 mil dólares por escabullirse a un club cuando se suponía que estaba encerrado en su casa. En Hong Kong, una niña de 13 años, que fue vista en un restaurante con un brazalete de seguimiento para vigilar a los que estaban en cuarentena, fue seguida, filmada y posteriormente avergonzada en línea.

En toda Asia, los países y ciudades que parecían haber controlado la epidemia de coronavirus están de repente apretando sus fronteras e imponiendo medidas de contención más estrictas, temerosos de una ola de nuevas infecciones importadas de otros lugares.

Los movimientos presagian una señal preocupante para Estados Unidos, Europa y el resto del mundo que aún luchan contra un brote creciente: el éxito de cualquier país con la contención podría ser tenue, y el mundo podría permanecer en una especie de bloqueo indefinido. 

Incluso cuando el número de casos nuevos comienza a disminuir, las barreras de viaje y las prohibiciones en muchos lugares pueden persistir hasta que se encuentre una vacuna o tratamiento. De lo contrario, el riesgo es que la infección podría cruzar sus fronteras nuevamente, especialmente dada la prevalencia de personas asintomáticas que podrían llevar el virus sin saberlo.

Para tratar de detener la afluencia de infecciones, los gobiernos han tomado medidas drásticas contra sus fronteras.

Corea del Sur, que ha sido elogiada a nivel mundial por aplanar la curva rápidamente después de un pico explosivo de infecciones, inicialmente requirió que los viajeros de sólo algunos países se pusieran en cuarentena. Esta semana expandió la lista para cubrir a todo el mundo.

Japón comenzó poniendo a los viajeros en cuarentena, pero ahora prohíbe directamente a los viajeros de la mayor parte de Europa. Está discutiendo más prohibiciones, incluso para los viajeros de los Estados Unidos.

China, Hong Kong, Singapur y Taiwán simplemente han cerrado sus fronteras a prácticamente todos los extranjeros.