Internacional

Pasará un mes en la cárcel por violar restricciones para ver a su novia

Montó una moto de agua por el mar de Irlanda para ir de visita

Tomada de internet

The New York Times

miércoles, 16 diciembre 2020 | 14:04

El jueves pasado, Dale Mclaughlan compró una moto de agua.

El lunes, el escocés de 28 años fue sentenciado a cuatro semanas de cárcel.

Lo que sucedió en los tres días intermedios, según los documentos judiciales, puede ser uno de los casos más inusuales de incumplimiento de las reglas durante la pandemia.

El día después de comprar el vehículo acuático, Mclaughlan partió a las 8 a.m. para lo que pensó que sería un viaje de 40 minutos desde la costa suroeste de Escocia hasta la casa de su novia en la Isla de Man, entre Inglaterra e Irlanda. Más tarde dijo a las autoridades que nunca antes había montado en una moto de agua y que el mal tiempo en el mar de Irlanda hizo que el viaje se alargara a cuatro horas y media.

Mclaughlan finalmente se comunicó con su novia el viernes por la noche, después de caminar 25 kilómetros desde la costa de la Isla de Man hasta su casa en Douglas. La pareja pasó el fin de semana disfrutando de la vida nocturna de la ciudad, pero su reunión se interrumpió el pasado domingo, cuando fue arrestado y luego acusado de violar las restricciones de coronavirus de la Isla de Man.

El lunes, recibió una sentencia de cárcel de cuatro semanas.

"Este individuo estaba al tanto de la ley y mostró una indiferencia flagrante cuando decidió romperla, mezclándose en la comunidad y potencialmente poniendo vidas en riesgo", dijo Howard Quayle, el ministro principal de la Isla de Man, en un comunicado ayer, martes.

La Isla de Man, que depende de Gran Bretaña para la defensa, pero que es autónoma, está cerrada a los no residentes, excepto a aquellos que tienen un permiso especial. Mclaughlan llegó sin un permiso de entrada y no declaró su llegada ni se aisló, dijo Quayle.