'Estoy orgullosa', dice abuela de legisladora de EU que canceló visita a Israel

La congresista demócrata Rashida Tlaib, no aceptó las condiciones que le impuso el país para realizar el viaje

El Diario de Juárez
viernes, 16 agosto 2019 | 11:53
|

Beit Ur Al-Fauqa.- La abuela de Rashida Tlaib no entiende por qué su nieta, una congresista estadounidense, no pudo visitarla como estaba planeado originalmente, publicó The Washington Post.

Muftiyah Tlaib, quien dice que tiene entre 85 y 90 años, vive en la aldea de Beit Ur al-Fauqa, a unos 24 kilómetros de Jerusalén y cerca de la línea de unión entre Israel y Cisjordania, territorio que Israel ocupó en 1967 y que los palestinos esperan ver que forme parte de un estado independiente algún día.

Vive en la misma elegante casa de piedra caliza en el mismo pueblo tranquilo al que ha llamado su hogar desde 1974, la casa donde una vez vino todo el pueblo para celebrar la boda de Rashida Tlaib, y la casa que hoy mira directamente a un asentamiento israelí.

“Está en una gran puesto y no puede visitar a su abuela”, dijo Muftiyah entre risas.”Entonces, ¿de qué sirve el puesto?”

El viernes, Israel revirtió en parte su decisión del día anterior de negar la entrada a Tlaib, demócrata de Michigan, y a su colega congresista Ilhan Omar, demócrata de Minnesota, quienes tenían una gira planificada por los territorios palestinos.

El Ministerio del Interior israelí, Aryeh Deri, dijo el viernes que aprobaría una solicitud humanitaria por separado para que Tlaib visitara a su abuela.

“Esta sería mi última oportunidad de verla”, escribió Tlaib en una carta a las autoridades israelíes. “Respetaré cualquier restricción y no promoveré boicots contra Israel durante mi visita”.

Pero para muchos palestinos, el hecho de que Tlaib aceptara estos términos fue en sí mismo una afrenta, un compromiso humillante en el que se le hizo renunciar a sus prncipios para ver a sus seres queridos.

Tlaib pareció estar de acuerdo el viernes por la mañana y rechazó las condiciones de Israel.

Muftiyah Tlaib no verá a su nieta en la próxima semana. La reunión habría marcado la primera vez que los dos estarían juntas desde el 2007, dijo.

“Estoy orgullosa de ella”, dijo la abuela de la nieta. “¿Quién no estaría orgullosa de una nieta como ella? La amo y estoy muy orgullosa de ella”.

A pesar de la disputa diplomática, en la que el presidente estadounidense instó, a través de Twitter, a un líder extranjero ano recibir a dos miembros electas del Congreso, Muftiyah Tlaib dijo que su postura hacia Estados Unidos permanece sin cambios, y sigue siendo positiva.