PUBLICIDAD

Internacional

Amenaza Putin con cortar totalmente el flujo de gas a Europa

El presidente ruso juró seguir adelante con la campaña militar en Ucrania hasta lograr sus objetivos

Associated Press

miércoles, 07 septiembre 2022 | 11:05

Associated Press

PUBLICIDAD

Moscú.- El presidente ruso Vladimir Putin amenazó este miércoles con cortar totalmente la provisión de energía a Occidente si intenta poner tope a los precios de las exportaciones rusas. También juró seguir adelante con la campaña militar de Moscú en Ucrania hasta lograr sus objetivos.

En su intervención en un foro económico anual en la ciudad portuaria de Vladivostok, en el extremo oriente del país, Putin dijo que el plan de la Unión Europea de poner topes a los precios de petróleo y gas rusos es una idea “estúpida” que “solo conducirá a un aumento de los precios”.

PUBLICIDAD

“Cualquier intento de limitar los precios por medios administrativos es solo delirio, pura tontería”, dijo Putin. “Si tratan de aplicar esa decisión tonta, ni traerá nada bueno a quienes la tomen”.

Advirtió que semejante medida de la Unión Europea representaría una violación clara de los contratos vigentes y que Rusia podría responder cerrando los grifos.

“¿Tomarán decisiones políticas en violación de los contratos?”, prosiguió. “En tal caso, detendremos la provisión si contradice nuestros intereses económicos. No les proveeremos de gas, petróleo, diésel ni carbón”.

El presidente ruso dijo que Moscú no tendrá problemas para conseguir clientes en Asia para desviar sus exportaciones europeas. “Hay tal demanda en los mercados globales que no tendremos problemas para venderlo”, dijo.

Con respecto a Ucrania, Putin insistió en que el principal objetivo del envío de tropas era proteger a la población civil del este de ese país tras ocho años de combates.

“No fuimos nosotros quienes iniciamos la acción militar, nosotros estamos intentando ponerle fin”, señaló Putin, reafirmando su argumento de que envió soldados al país vecino para proteger las regiones separatistas, que cuentan con el apoyo de Moscú, que combaten con las fuerzas de Kiev en un conflicto que estalló en 2014 tras la anexión rusa de Crimea.

“Todas nuestras acciones han estado encaminadas a ayudar a la gente que vive en el Donbás, es nuestro deber y lo cumpliremos hasta el final”, agregó.

Putin afirmó que Rusia ha fortalecido su soberanía frente a unas sanciones occidentales que, según manifestó, bordean la agresión.

“Rusia ha resistido la agresión económica, financiera y tecnológica de Occidente”, indicó. “Estoy seguro que no hemos perdido nada y no perderemos nada. El beneficio más importante es el fortalecimiento de nuestra soberanía, es un resultado inevitable de lo que está ocurriendo”.

Según Putin, la economía y la situación financiera de Rusia se ha estabilizado, la inflación de los precios al consumo se ha ralentizado y el desempleo se ha mantenido bajo.

“Ha habido una cierta polarización en el mundo y dentro del país, pero la considero positiva”, añadió. “Todo lo innecesario, lo perjudicial, todo lo que nos ha impedido avanzar será rechazado y ganaremos ritmo porque el desarrollo solo puede basarse en la soberanía”.

Además, hizo hincapié en que Rusia seguirá protegiendo su soberanía frente a lo que describió como un intento de Estados Unidos y sus aliados de preservar su dominio global y dijo que “el mundo no debe fundamentarse en el dictado de un país que se considera representante del Todopoderoso (...) y basa sus políticas en su supuesta exclusividad”.

Putin se burló también de los intentos occidentales de limitar el precio de petróleo y el gas rusos, y calificó la idea de “estúpida” al tiempo que indicó que a Moscú no le faltarán los clientes en Asia: “La demanda es tan alta en los mercados globales que no tendremos ningún problema para venderlo”.

“El intento de limitar los precios por medios administrativos es simplemente un desvarío, un puro sinsentido”, agregó. “Solo conducirá a un incremento en los precios”.

El presidente ruso rechazó el argumento de la Unión Europea de que su país está empleando la energía como arma al suspender el suministro de gas a Alemania a través del gasoducto Nord Stream 1.

Putin reafirmó el argumento ruso de que las sanciones occidentales han obstaculizado el mantenimiento de la última turbina que sigue operativa, lo que forzó el cierre. Y repitió que Moscú está dispuesto a “apretar el botón” y empezar a bombear a enviar gas “desde mañana” a través de Nord Stream 2, que ha sido paralizado por las autoridades alemanas.

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

close
search