Estados Unidos

Tiroteos masivos en EU en los últimos años

Cada nuevo ataque es un recordatorio de todos los demás que ocurrieron antes

Associated Press / Familiares de la víctimas llevan rosas al lugar del homicidio

The New York Times

martes, 23 marzo 2021 | 13:13

Nueva York— La triste realidad de una lista como esta es que deja afuera muchas más.

Ha habido decenas de tiroteos masivos en Estados Unidos en los últimos años, según el Violence Project, que mantiene una base de datos de ataques en los que murieron al menos cuatro personas.

Muchos quedaron grabados en la memoria: San Bernardino, California, y Charleston, Carolina del Sur, en 2015; Newtown, Connecticut y Aurora, Colorado, en 2012; Virginia Tech en 2007, entre ellos.

Cada nuevo ataque es un recordatorio de todos los demás que ocurrieron antes, ya que la nación no ha podido frenar una epidemia de violencia armada que supera con creces a otros países. Estos son solo algunos de los horrores que han traumatizado a Estados Unidos en los últimos dos años.

22 de marzo de 2021: una tienda de comestibles en Boulder, Colorado.

Un hombre armado dentro de una tienda de comestibles mató a 10 personas, incluido Eric Talley, el primer oficial de policía en llegar al lugar. El pistolero resultó herido y detenido.

16 de marzo de 2021: Spas en el área de Atlanta.

Ocho personas, incluidas seis mujeres de ascendencia asiática, murieron en tres balnearios, al menos dos de los cuales habían sido frecuentados por el pistolero. Fue el primer tiroteo masivo del país que atrajo la atención de todo Estados Unidos en un año y causó especial alarma entre muchos estadounidenses de origen asiático.

16 de marzo de 2020: una gasolinera en Springfield, Missouri.

Un tiroteo a lo largo de 8 kilómetros dejó cinco muertos, entre ellos un oficial de policía y el pistolero. Terminó con un accidente automovilístico en una gasolinera y la muerte del pistolero por una herida de bala autoinfligida.

31 de agosto de 2019: tiroteos desde vehículos en Midland y Odessa, Texas.

Un hombre se alejó a toda velocidad de una parada de tráfico a media tarde, lo que provocó un disturbio en las dos ciudades en el que ocho personas, incluido el pistolero, murieron y otras 25 resultaron heridas. El pistolero secuestró un camión postal y abrió fuego contra residentes, automovilistas y compradores antes de que la policía le disparara fatalmente. Tres oficiales y un niño pequeño se encontraban entre los heridos.

4 de agosto de 2019: distrito de entretenimiento en Dayton, Ohio

Armado con un rifle estilo AR-15 y un chaleco antibalas, un hombre armado mató a nueve personas e hirió a otras 27, en 32 segundos, en un bullicioso distrito de entretenimiento antes de que un oficial de policía le disparara fatalmente. La hermana del pistolero fue una de las primeras personas a las que disparó.

3 de agosto de 2019: Walmart en El Paso, Texas

Apenas 13 horas antes del ataque de Dayton, un hombre armado merodeaba por los pasillos de un Walmart en El Paso, una ciudad fronteriza de mayoría hispana, matando a 23 personas e hiriendo a dos docenas más. La combinación consecutiva de los dos ataques dejó a la nación conmocionada.

28 de julio de 2019: Un festival en Gilroy, California.

Un festival anual en una comunidad agrícola al sur de San José, se volvió mortal cuando un hombre de 19 años abrió fuego con un rifle semiautomático. El hombre armado mató a tres personas en el ataque, incluida una niña de 13 años y un niño de 6 años, e hirió a más de una docena.

31 de mayo de 2019: una oficina en Virginia Beach, Virginia.

Un ingeniero que había trabajado para la ciudad de Virginia Beach durante unos 15 años, notificó a sus superiores una mañana que tenía la intención de renunciar. Varias horas después, atacó el Centro Municipal de Virginia Beach, matando a 12 personas.