Teme Rusia problemas con otro tratado nuclear con EU

La negativa de Estados Unidos a negociar una ampliación del acuerdo indica la intención de Washington de dejar que caduque, dijo el vicecanciller ruso

Associated Press
jueves, 07 febrero 2019 | 07:53

Moscú.- Otro de los pactos nucleares forjados entre Estados Unidos y Rusia está en peligro tras la decisión de Washington de abandonar un acuerdo de control de armas firmado durante la Guerra Fría, expresó un alto diplomático ruso el jueves.

La negativa de Estados Unidos a negociar una ampliación del Nuevo START indica la intención de Washington de dejar que caduque, opinó el viceministro de Exteriores ruso Sergei Ryabkov. Alertó que el tiempo para salvar el acuerdo se está acabando, ya que vence en 2021. El pacto fue firmado en 2010 por los presidentes Barack Obama y Dmitry Medvedev.

Ryabkov dijo que Estados Unidos no ha demostrado ``la disposición ni el deseo`` de realizar conversaciones sustanciales sobre la extensión del pacto, que impone límites a 1.550 ojivas nucleares y 700 misiles y bombarderos instalados en cada país.

Estados Unidos dice que ha convertido al uso con armas convencionales 56 misiles balísticos intercontinentales Trident, lanzados desde submarinos, y 41 bombarderos estratégicos B-52H, que antes transportaban armas nucleares, pero se ha negado a responder a los pedidos reiterados de Rusia de un medio para verificar que no puedan ser reconvertidos al estatus nuclear.

``En el peor de los casos, pueden transportar 1.286 ojivas nucleares``, dijo, lo cual significa que Estados Unidos podría casi duplicar el número de ojivas instaladas que permite el tratado Nuevo START.

``Casi no queda tiempo`` para debatir ése y otros asuntos a fin de extender el tratado en cinco años más, como se previó durante la firma, agregó.

``Hay motivos para sospechar que nuestros homólogos estadounidenses preparan el terreno para evitar esas discusiones... Adicionalmente, permitir que el tratado caduque discretamente``, dijo Ryabkov.

Moscú está dispuesto a mantener conversaciones sobre un posible sucesor para el Tratado sobre Fuerzas Nucleares de Alcance Intermedio (INF por sus siglas en inglés) firmado en 1987 con la extinta Unión Soviética, agregó.

Estados Unidos suspendió formalmente el sábado sus obligaciones bajo el INF, que prohíbe todos los misiles terrestres con un rango de entre 500 y 5.000 kilómetros (entre 310 y 3.410 millas), por supuestas violaciones de Rusia. Moscú, que negó cualquier violación, siguió sus pasos.