Preocupa aumento en vacantes del gabinete de Trump

“Son muchos, son demasiados”, dijo el senador republicano James Lankford

El Diario de Juárez
lunes, 04 febrero 2019 | 12:42

Desde el Departamento de Justicia hasta Asuntos de Excombatientes, los puestos de mayor nivel de un amplio sector del Gobierno están ocupados por funcionarios —si es que es hay alguno— que prestan servicio “en funciones”. Cuando van más de dos años del mandato de Trump, el presidente tiene jefe de colaboradores, procurador general, secretario de Defensa, secretario de lnterior, director de la Oficina de Administración y Presupuesto y jefe de la Dirección de Protección Ambiental en funciones, publicó The Washington Post.

A fin de responder a la cantidad de vacantes en los primeros niveles de las dependencias, las instancias han estado recurriendo a cambios novedosos y legalmente cuestionables de personal que podrían volver a las políticas de la administración vulnerables a impugnaciones.

La falta de cabezas permanentes ha empezado a alarmar a congresistas republicanos de primer nivel que están presionando con el propósito de que se ocupen los puestos claves.

“Son muchos, son demasiados”, dijo el senador republicano James Lankford en torno a los puestos del Gabinete con dirigentes en funciones. “Queremos que ahí haya personas confirmadas porque cuando se tiene en esos cargos a personas confirmadas tienen mucha más autoridad para poder tomar decisiones e implementar políticas”.

A comparación de sus antecesores, el gobierno de Trump va rezagado en lo relativo a llenar los puestos gubernamentales. La Sociedad para el Servicio Público, que desde hace 30 años monitorea las nominaciones, calcula que sólo se han confirmado el 54 por ciento de las nominaciones civiles de la rama ejecutiva de Trump, respecto al 77 por ciento con el presidente Barack Obama.

“La administración Trump es más lenta para llenar los puestos y presenta una tasa de rotación más alta que cualquier gobierno del que tengamos datos”, dijo el director ejecutivo del grupo, Max Stier.

Según análisis de la Sociedad para el Servicio Público y el Washington Post, la Casa Blanca no se molestado en nominar a nadie para 150 de 705 puestos claves que deben ser confirmados por el Senado.

Dos dependencias presentan una cifra particularmente alta de vacantes: sólo el 41 por ciento de los cargos confirmados por el Senado en el Departamento de Justicia están llenos, mientras que en el Departamento del Trabajo sólo el 43 por ciento de dichos puestos se han llenado.

Trump no comparte la urgencia de nombrar secretarios permanentes en su gabinete, en gran parte debido a que considera que le conviene contar con funcionarios interinos. El Presidente ha dicho a otras personas que eso hace que los secretarios estén más atentos, dijo un funcionario de la administración.

“Me gusta el interinado porque… me da más flexibilidad”, dijo Trump en entrevista transmitida el domingo por CBS News.