Llegarán a la frontera 3,750 soldados más

Colocarán 240 kilómetros (150 millas) de alambre de navajas sobre el lado estadounidense

Associated Press
lunes, 04 febrero 2019 | 06:00

Washington— El Pentágono informó ayer que enviará 3 mil 750 soldados más a la frontera entre Estados Unidos y México a fin de colocar otros 240 kilómetros (150 millas) de alambre de navajas sobre el lado norteamericano y proporcionar más apoyo a la patrulla fronteriza.

Con estas incorporaciones, el número total de soldados en servicio activo en la frontera sur ascenderá a 4 mil 350, en apoyo a la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP por sus iniciales en inglés).

El anuncio es acorde con lo que el secretario de Defensa en funciones, Pat Shanahan, anunció el martes pasado, cuando proporcionó cálculos para la próxima fase de una misión militar que ha crecido en tamaño y duración. Los críticos se han burlado de ella diciendo que sólo es una estratagema política de la Casa Blanca, mientras el presidente Donald Trump busca que el Congreso le apruebe miles de millones para construir un muro fronterizo.

Shanahan dijo el pasado martes que se enviarán varios miles de soldados más a la zona, principalmente para instalar barreras de alambre adicionales y proporcionar un nuevo sistema de vigilancia móvil y de monitoreo de la zona fronteriza. El anuncio de ayer precisó que la misión de vigilancia móvil duraría hasta el 30 de septiembre.

Algunos congresistas han cuestionado que la misión fronteriza esté distrayendo a las tropas de su trabajo principal, de combatir a los extremistas en el exterior y de entrenarse para el combate. Los primeros soldados en servicio activo fueron enviados a la frontera alrededor del 30 de octubre para una misión que debía terminar el 15 de diciembre. Desde entonces se ha prorrogado dos veces.

“¿Qué impacto tiene en la preparación militar el enviar varios miles de soldados a la frontera sur? Interrumpe su entrenamiento. Interrumpe su tiempo de residencia”, declaró durante una audiencia el martes el representante demócrata Adam Smith, presidente de la Comisión de Servicios Armados de la Cámara de Representantes.

El vicealmirante Mike Gilday, director de operaciones del Estado Mayor Conjunto, dijo a la comisión que no cree que la preparación de los militares para el combate se haya visto afectada de manera significativa. Agregó que algunas unidades han perdido oportunidades de entrenamiento debido a este despliegue y que otras han sufrido menos tiempo en casa entre un despliegue y otro en comparación con lo que los militares acostumbran proporcionar.

Sin embargo, dijo que hay un esfuerzo por rotar a los soldados, para incluirlos o sacarlos de la misión cada seis a ocho semanas a fin de minimizar cualquier impacto.


4,350 lo que sumarán los militares en la frontera sur de EU