PUBLICIDAD

Estados Unidos

Investiga FBI a grupo partidario de Trump por robar diario de la hija de Biden

Durante la campaña presidencial de 2020, el expresidente trató desesperadamente de revertir su desventaja atacando a la familia Biden

The New York Times

jueves, 16 diciembre 2021 | 16:02

The New York Times

PUBLICIDAD

Nueva York.- En los últimos dos meses de la campaña de 2020, el presidente Donald J. Trump, con su control del poder disminuyendo debido a su manejo de la pandemia, trató desesperadamente de cambiar la narrativa atacando los negocios del hijo de Joseph R. Biden Jr. Hunter, invocando su nombre públicamente más de 100 veces.

Al mismo tiempo, se estaba realizando otro esfuerzo en secreto para tratar de exponer el contenido de un diario que la hija de Biden, Ashley Biden, llevó el año anterior, mientras se sometía a un tratamiento por adicción.

PUBLICIDAD

Ahora, más de un año después, el Departamento de Justicia está inmerso en una investigación sobre cómo el diario llegó a manos de los partidarios de Trump en el apogeo de la campaña.

Fiscales federales y agentes del FBI están investigando si hubo una conspiración criminal entre un puñado de individuos para robar y publicar el diario. Aquellos que están bajo escrutinio incluyen agentes actuales y anteriores del grupo conservador Proyecto Veritas; un donante que Trump nombró para un cargo político en los últimos días de su administración; un hombre que una vez se declaró culpable de un plan de lavado de dinero; y una madre de dos hijos con dificultades económicas, según personas familiarizadas con las citaciones del gran jurado federal y una orden de registro que habló bajo condición de anonimato para discutir una investigación en curso.

Amplias entrevistas con personas involucradas o informadas sobre la investigación y una revisión de los expedientes judiciales, registros policiales y otro material ayudan a desarrollar elementos de una historia que está poniendo a prueba la línea entre el periodismo de investigación y los trucos políticos sucios.

La investigación ha centrado nueva atención en cómo Trump o sus aliados intentaron utilizar los problemas de los dos hijos sobrevivientes de Biden para socavarlo.

La investigación también ha intensificado el escrutinio del Proyecto Veritas. Su fundador, James O’Keefe, fue sacado de su apartamento en ropa interior y esposado durante una redada al amanecer del mes pasado por el FBI, dos días después de que un par de sus exempleados sufrieran allanamientos en sus casas.

El grupo, que compró el diario, pero finalmente no lo publicó y niega haber actuado mal, ha atacado la investigación. Y ha estado presentando un caso ante los tribunales y el Congreso de que, a pesar de su uso de tácticas encubiertas y engañosas, está practicando una forma de periodismo que merece las mismas protecciones legales y constitucionales que brindan las organizaciones de noticias.

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

close
search