Estados Unidos

Estos presidentes de EU también fueron abucheados en juegos de la MLB

El presidente Trump fue abucheado durante el juego de la Serie Mundial del domingo, pero no es la primera vez que esto sucede

El Diario de Juárez

lunes, 28 octubre 2019 | 12:06

Washington.- El presidente Donald Trump fue abucheado durante el juego de la Serie Mundial de los Nacionales contra los Astros en Washington el domingo por la noche, y los fanáticos se sumaron al canto de “enciérrenlo”. El incidente fue una demostración de libertad de expresión o una muestra indecorosa de incivilidad, dependiendo de a quién le preguntemos, indicó The Washington Post.

Sin embargo, no es la primera vez que esto sucede.

El presidente Herbert Hoover jugó béisbol en Stanford y se decía que leía la sección de deportes antes que cualquier otra en el periódico cada mañana, y mantuvo la tradición de lanzar el primer lanzamiento durante el día de apertura para los Senadores de Washington en el estadio Griffith. Hoover también llegó a la Serie Mundial en 1929, 1930 y 1931, cada vez para ver los Atléticos en Filadelfia.

Según la Asociación Histórica de la Casa Blanca, el último viaje de Hoover al Parque Shibe en 1931 ocurrió durante el peor periodo de la Gran Depresión, pero Hoover sintió la necesidad de asistir en el juego como “un gesto de tranquilidad para un país que sufría un severo ataque de ‘nerviosismo’”, según lo señaló en su diario. Esas inquietudes se manifestaron cuando Hoover se levantó para irse y se enfrentó con “un estruendoso coro de abucheos, según un informe en el Cleveland Plain-Dealer. Los fanáticos, quienes también demostraron su oposición a la Prohibición, irrumpieron al son del canto de “Queremos cerveza” dirigido al presidente.

Casi 20 años después, en 1951, el presidente Harry Truman fue abucheado el día de la inauguración en el estadio Griffith en Washington, recibiendo “dispersos aplausos mezclados con abucheos” cuando ingresó al estadio antes del partido entre los Senadores y los Yanquis, según escribió el New York Times. Luego, en la octava entrada, “la multitud abucheó lujuriosa cuando se anuncio por el sistema de megafonía solicitando a todas las personas que permanecieran en sus asientos hasta que el presidente Truman y su partido oficial hubieran abandonado el estadio”.

Los presidentes de la última era no han sido inmunes a los abucheos. El presidente George H.W. Bush fue abucheado cuando fue presentado en el Juego de Estrellas de 1992 en San Diego. Su hijo, George W. Bush, fue testigo del descontento de la fanaticada cuando lanzó el primer lanzamiento en el primer juego en el Nationals Park en el 2008. Y hubo algunos abucheos cuando el presidente Barack Obama lanzó el primer lanzamiento en el Juego de las Estrellas en el 2009 en St. Louis.