PUBLICIDAD

Estados Unidos

Error humano influyó en la fuga de Pensilvania

La primera vez que escapó cumplía una condena por agresión agravada, y 'escaló una valla de seguridad y huyó a pie'

The New York Times

viernes, 08 septiembre 2023 | 12:23

The New York Times

PUBLICIDAD

Antes de que Danelo Cavalcante escapara de la prisión del condado de Chester, provocando una extensa persecución en los suburbios boscosos de las afueras de Filadelfia, un hombre llamado Igor Bolte escapó de la misma cárcel, dos veces.

La primera vez fue en julio de 2019, cuando Bolte, que cumplía una condena por agresión agravada, salió de un centro de liberación laboral en la cárcel, “escaló una valla de seguridad y huyó a pie”, según una declaración jurada. Lo encontraron la mañana siguiente, aproximadamente a tres kilómetros de la cárcel.

En mayo pasado, Bolte, que ahora tiene 30 años y está detenido por violar su libertad condicional, volvió a escaparse, trepó las paredes junto al patio de ejercicios (le dijo a un detective de la policía que “era un escalador”) y luego corrió a través del techo y bajó por la entrada de visitantes. Fue capturado a los pocos minutos.

Ahora que Cavalcante ha eludido a las autoridades durante más de una semana, el escrutinio se ha centrado en las fugas de la prisión del condado de Chester. El fallo clave en la fuga de la semana pasada fue que un oficial en la torre, encargado de vigilar a los reclusos en el patio de ejercicios, no pareció notar a Cavalcante, dijo Howard Holland, el director interino que supervisa la cárcel, en una conferencia de prensa este miércoles.

A diferencia de mayo, cuando un oficial de la torre vio a Bolte y alertó al personal de la cárcel, se descubrió que Cavalcante estaba desaparecido sólo cuando los oficiales realizaron un conteo en su pabellón casi una hora después. Y la instalación de alambre de púas adicional que siguió a la fuga de Bolte en mayo resultó insuficiente para contener a Cavalcante.

"Lo único que no tomamos en cuenta fue una falla en el elemento humano", dijo Holland. "Sólo nos centramos en la infraestructura física".

En un país lleno de cárceles y prisiones, los problemas de personal son el desafío central que enfrentan los centros penitenciarios, dicen los expertos, y los funcionarios penitenciarios los han citado como un factor principal en algunas fugas.

En una actualización sobre la búsqueda este jueves, el teniente coronel George Bivens dijo a los periodistas que alguien había visto a Cavalcante alrededor del mediodía cerca de Longwood Gardens, un jardín botánico no lejos de la prisión donde fue visto por una cámara de seguridad por la noche. Los agentes del orden se han concentrado en esa zona, dijo el coronel Bivens, buscando a pie y a caballo.

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

close
search