PUBLICIDAD

Estados Unidos

Demócratas, a un escaño de controlar el Senado

Exastronauta Mark Kelly alcanza la reelección en Arizona

The New York Times

domingo, 13 noviembre 2022 | 06:00

Associated Press | El senador conmina a dejar atrás las teorías de conspiración

PUBLICIDAD

Nueva York.– El senador Mark Kelly de Arizona ganó una dura campaña para la reelección el viernes, informó The Associated Press, derrotando a su rival republicano respaldado por Trump, Blake Masters, para poner a los demócratas a un escaño de retener el control del Senado.

Los demócratas esperan hacerse con la cámara cuando se cuenten todos los votos en la contienda de Nevada entre la senadora demócrata Catherine Cortez Masto y su retador republicano, Adam Laxalt, quien tenía una pequeña ventaja el viernes por la noche pero se esperaba que se quedara atrás.

PUBLICIDAD

Si Laxalt prevaleciera, el control del Senado estaría en juego hasta la segunda vuelta de las elecciones del 6 de diciembre en Georgia entre el senador Raphael Warnock, un demócrata que busca un mandato completo, y su retador republicano, Herschel Walker, una exestrella del futbol.

Kelly, visto durante mucho tiempo como uno de los titulares más vulnerables de su partido, alcanzó la victoria con el apoyo de los demócratas nacionales y algunos de los principales republicanos estatales que exageraron su voluntad de cruzar el pasillo y que consideraron su candidatura como necesaria para preservar la democracia estadounidense.

Con el 83% de los votos escrutados, aventajaba a Masters por 5.7 puntos porcentuales.

Masters, un capitalista de riesgo y recién llegado a la política que abrazó la mentira del expresidente Donald Trump de que las elecciones de 2020 fueron robadas, irrumpió en la política de Arizona con el apoyo de millones de dólares del multimillonario tecnológico Peter Thiel, su antiguo empleador.

Con un fervor ideológico que entusiasmó al ala derecha ascendente del Partido Republicano estatal, se presentó a sí mismo como un insurgente experto en Internet mientras jugaba con los temores xenófobos y racistas, afirmando que los demócratas estaban tratando de traer más inmigrantes al país para cambiar su demografía y ganar una ventaja política.

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

close
search