Estados Unidos

Biden celebra la independencia del Covid–19

La Casa Blanca había marcado el 4 de julio como un momento decisivo en la pandemia

The New York Times

domingo, 04 julio 2021 | 18:58

Associated Press | Joe Biden

Washington— El día que el presidente Biden había anticipado durante mucho tiempo como un hito en la lucha contra el coronavirus, la Casa Blanca estaba preparada para organizar una celebración para conmemorar el feriado del 4 de julio y anunciar el progreso de la administración hacia la superación de la pandemia.

Al reunir a unas mil personas para el evento planificado más grande de la presidencia de Biden, la Casa Blanca se ha visto obligada a caminar por una línea muy fina, esforzándose por señalar el progreso hacia la restauración de la normalidad al tiempo que reconoce los peligros de una pandemia que continúa cobrando cientos de vidas al día.

Durante meses, la Casa Blanca había marcado el 4 de julio como un momento decisivo en la pandemia, el punto en el que se podrían levantar muchas restricciones si el país alcanzaba los ambiciosos objetivos de vacunación.

En los meses posteriores a su elección, Biden ofreció solo una esperanza cautelosa de que grupos pequeños pudieran reunirse para el fin de semana festivo sin dejar de observar las pautas de seguridad familiares.

Pero a medida que las tasas de vacunación aumentaron constantemente durante la primavera, la Casa Blanca se volvió más confiada, describiendo las vacaciones como el comienzo de un "verano de libertad" y el evento del domingo como una celebración no solo del Día de la Independencia sino también de la "independencia del Covid -19”.

La celebración en la Casa Blanca incluirá comentarios de Biden y una barbacoa en honor a los asistentes: un grupo de socorristas, trabajadores esenciales y miembros del servicio, muchos de los cuales serán vacunados y podrán prescindir de las máscaras de acuerdo con las directrices publicadas por el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades en mayo.

En sus comentarios, el presidente planea reflexionar sobre los más de 600 mil estadounidenses que han muerto por el virus en los últimos 16 meses, dijo este domingo un funcionario de la Casa Blanca.

Pero el presidente también tiene la intención de abordar el presente, dijo el funcionario, implorando a los estadounidenses no vacunados que se vacunen y expresando su gratitud a los trabajadores esenciales y los militares, cuyo trabajo durante la pandemia ha ayudado a reducir los nuevos casos y muertes en más del 90 por ciento de su pico en enero.

Aun así, la administración de Biden se ha visto obligada a admitir en las últimas semanas que quedan muchos desafíos por delante.

close
search