Apelan candidatos 2020 a votantes jóvenes

Aspirantes a la candidatura demócrata apelan a ellos como parte central de sus campañas

Associated Press
miércoles, 10 abril 2019 | 10:01

Grinnegell.- Austin Anderson se emocionó al ver a Beto O'Rourke en el campus de su universidad, atraído por su ``personalidad" y sus discursos sobre el bipartidismo. Pero, ¿dará su voto al exlegislador por Texas en las primarias demócratas?

``No está en el primer lugar de mi lista", dijo el estudiante de la Universidad Estatal de Iowa. ``Estoy buscando trabajo. Soy un chico idiota de 21 años, interesado en las chicas... y mis estudios. No sé, de a ratos me parece poco importante".

Los jóvenes como Anderson constituyen un reto para O'Rourke y otros aspirantes a la candidatura demócrata que apelan a ellos como parte central de sus campañas. La energía de las multitudes de jóvenes en los campus no se traduce necesariamente en votos.

Incluso cuando una elección despierta gran entusiasmo, como sucedió en las legislativas de 2018, la participación de los jóvenes suele ser menor que la de los mayores. El año pasado en Iowa, donde se libraron varias campañas reñidas, los jóvenes de 18 a 24 años constituyeron el 7% del electorado en general, según la secretaría de Estado.

Puede ser aún más difícil atraer a los jóvenes a una asamblea presidencial, que generalmente requiere la presencia en un lugar y pararse en grupos para apoyar a un candidato.

Pero algunos operadores demócratas piensan que un cambio en la asamblea que permitiera la participación virtual provocaría una participación récord de jóvenes. De manera que los contendientes por la candidatura demócrata de 2020 aparecen en los campus de Iowa en busca de cualquier voto que puedan conseguir.

La senadora Kamala Harris, de California, realizará una asamblea en la Universidad de Iowa. La semana próxima su campaña lanzará en cinco universidades el ``Campamento Kamala", de capacitación de estudiantes y jóvenes de Iowa para su participación en las asambleas y que consigan la participación de sus amigos y vecinos.

O'Rourke ha realizado asambleas en 17 universidades de seis estados desde que anunció su candidatura el mes pasado.

El senador Cory Booker, de Nueva Jersey, ha contratado tres organizadores de NextGen Iowa, un grupo juvenil dedicado a llevar a la gente a votar. Ha aparecido en eventos organizados por universitarios demócratas y está reclutando voluntarios de 10 universidades de Iowa, un esfuerzo que espera incrementar próximamente, según su personal de campaña.

La senadora Elizabeth Warren, de Massachusetts, también se ha presentado en eventos estudiantiles en Iowa, y su campaña en el estado tiene más de 30 organizadores, principalmente en las ciudades universitarias de Ames, Iowa City y Cedar Falls. La campaña de la senadora Kirsten Gillibrand, de Nueva York, destaca que su primer respaldo provino de un estudiante de 22 años. La precandidata planea visitar un puñado de universidades en un próximo viaje al estado.

O'Rourke y Pete Buttigieg, alcalde de South Bend, Indiana, son de los precandidatos más jóvenes, y cientos de estudiantes asistieron a los actos del primero en las universidades Iowa State y Grinnell.

Y el inesperado éxito de Bernie Sanders en 2016 se debió en parte al entusiasmo de los jóvenes, como no deja de señalar el senador por Vermont en cada uno de sus eventos.

Pero en una veintena de entrevistas realizadas en actos de O'Rourke y Sanders la semana pasada, resultó que los jóvenes votantes de Iowa no son un bloque monolítico. Las preferencias van desde el exvicepresidente Joe Biden hasta el empresario Andrew Yang.