'Yo nací para ser policía y voy a morir siendo policía'

Su lema fue vivir con honor, recalcó la esposa del comandante Adrián Matsumoto Dórame

El Diario de Juárez
miércoles, 06 marzo 2019 | 12:20

Nuevo Casas Grandes— Dicen que “nadie es profeta en su tierra” y en su funeral, en la ciudad que lo vio nacer, el comandante Adrián Matsumoto Dórame fue despedido por 200 policías juarenses, pero ninguno de Nuevo Casas Grandes.

El jefe policiaco asesinado el pasado domingo no mereció ser honrado tampoco por el gobernador Javier Corral Jurado, quien de visita ayer en este municipio para rendir su Segundo Informe, no se dignó a dedicarle unos minutos.

Su lema fue “vivir con honor”, recalcó su esposa, Karina Guadalupe Hernández Aguirre, durante los honores que se le rindieron ayer a Matsumoto.

“Yo nací para ser policía y me voy a morir siendo policía”, fue la frase que marcó el destino de Adrián cuando él y su esposa discutieron sobre la carrera a la que había decidido dedicarse.